Ya en la calle el nº 1039

Gregorio Sánchez Romero: cofrade, Halcón Negro, Armao y festero

Facebook
Twitter
LinkedIn
Pinterest
Pocket
WhatsApp

Añade aquí tu texto de cabecera

Lorem fistrum por la gloria de mi madre esse jarl aliqua llevame al sircoo. De la pradera ullamco qué dise usteer está la cosa muy malar.

Víctor M. Sánchez Tudela
En el entorno festero y en sus años de juventud formó parte de los Alabarderos y de los Caballeros de Navarra. Al poco tiempo cambió de espada y de bando hacia la Kábila Halcones Negros del Desierto, de la que fue presidente y miembroGregorio, con su hijo Víctor activo durante cuarenta años. Fue fundador de La Compañía de Armaos y además, su primer Capitán. Tuvo el honor de ser el Pregonero de las Fiestas en el Año Jubilar de 1996, nombrado moro del año en 1994 y cofrade del año en 2010.
Participó en infinidad de charlas, jornadas culturales y presentaciones, relacionadas con los Bandos y Grupos Cristianos, Kábilas Moras y Peñas de Caballos del Vino.
Formó parte de la Junta Representativa de la Real e Ilustre Cofradía de la Vera Cruz durante varias etapas, colaborando en calidad de Director del Museo de Arte Sacro e Historia de la Vera Cruz. Fue Diputado Primero, Vocal de Cultura y Patrimonio Y Vicepresidente de Cultura para la celebración del 775 aniversario de la Aparición de la Stma. y Vera Cruz. Finalizó sus últimos días siendo el Teniente Hermano Mayor de la Cofradía, en todos sus pasos siempre respaldado por la complicidad y el amor incondicional de su Esposa.
(Fragmento extraído del Prólogo DE «Gregorio Sánchez Romero; pasión por Caravaca»)

Gregorio, mi padre, entre otras facetas de la vida, me inculcó el amor por las Fiestas de Caravaca, y ante todo por SU ESENCIA, lejos de trajes pomposos y de otros actuales formalismos.
Recuerdo unas fiestas alegres y felices como las descritas en las Odas que nos dejó en diversas ediciones de la Revista, décadas atrás. Luchó y colaboró por unas Fiestas mejores; incluso el año pasado, que ya no se encontraba para muchos trotes, sacó fuerzas para asistir y cumplir con sus funciones y compromisos, tal y como todos lo recordamos y lo añoramos: con seriedad, rectitud y buen hacer.

Estas Fiestas serán mi homenaje, intenso y personal, hacia su manera de vivir y de sentirlas.
Papá, te llevaremos en el corazón, estas Fiestas del 2014, las primeras a las que no asistirás en cuerpo, aunque sí que lo harás en alma.

¡Suscríbete!

Recibe cada viernes las noticias más destacadas de la semana

Facebook
Twitter
LinkedIn
Pinterest
Pocket
WhatsApp

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.