Ya en la calle el nº 1032

Un cáncer colorrectal acaba con la vida de la cantante japonesa Kayoko Moriyama

Facebook
Twitter
LinkedIn
Pinterest
Pocket
WhatsApp

PEDRO ANTONIO HURTADO GARCÍA

La cantante nipona Kayoko Moriyama (23-03-1940, Hakodate-Oshima-Japón/06-03-2019, Tokyo-Japón), gozaba de extraordinaria popularidad en su continente natal. Era de las pocas artistas de su etnia que han traspasado fronteras intercontinentales, extremo que se vio favorecido durante una actuación en el jazzístico club “Rotary”, de Sapporo, en plena isla de Hokkaidō, ya que, allí, le contrató el presidente de “Manasse Productions”, Masao Nakase, lo que le instaló en Tokio directamente. Como compositora, arregló, transformó y versionó grandes canciones occidentales, aplicándoles un tinte cómico. Apodada “Kayo-Chan”, gozó de especial éxito con el tema titulado “Shiroicho no Samba”.

Grabó, en 1960, una versión de “Tintarella di luna”, canción italiana que popularizara la siempre querida Mina Mazzini (artísticamente, Mina). El disco que contenía esa partitura se titulaba “Tsukikage no Napoli”, del que consiguió vender más de medio millón de copias, lo que le convirtió en éxito arrollador. Su fallecimiento se ha debido a un cáncer colorrectal cuando tenía 78 años.

¡Suscríbete!

Recibe cada viernes las noticias más destacadas de la semana

Facebook
Twitter
LinkedIn
Pinterest
Pocket
WhatsApp

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.