Servicio de empleo de APCOM y Gonzalo Martínez Martínez.

En el año 2017, el servicio de empleo de APCOM comenzó a desarrollar el programa de Empleo Personalizado como un proyecto piloto pionero en nuestra Región a partir del cual las personas con más necesidades de apoyo que quieren insertarse en el mundo laboral encuentran un “Empleo a su medida”.

A día de hoy, gracias al programa Emple@ en red, financiado por el IRPF autonómico,  continuamos desarrollando este programa basado en una metodología cuyo eje central es el conocimiento íntegro de cada persona y de su entorno hasta llegar a crear un puesto de trabajo propio, adaptado a las necesidades de la empresa y a las capacidades de la persona.

Gonzalo,  es uno de los participantes de este programa y está feliz de poder contar su experiencia para que la gente conozca cómo ha cambiado su vida desde que ha encontrado su empleo perfecto.

Aquí va su relato:

“Me llamo Gonzalo y trabajo como auxiliar en una oficina de farmacia. Estoy muy contento de haber encontrado este empleo y de las nuevas oportunidades que se les están brindando a las personas diferentes en el mundo laboral.

Voy a contar mi historia para que la gente me conozca y sepa que he trabajado mucho para conseguir tener el empleo que me gusta y poder ir cada día contento a mi trabajo.

Gracias a APCOM  y a la Escuela de Adultos de Caravaca de la Cruz, estudié una Formación Profesional de Cocina y Restauración.

Después comenzó el COVID 19,  y tuve mucho tiempo para pensar así que decidí que quería encontrar un empleo y que ya estaba preparado para trabajar pero todavía no sabía muy bien qué era a lo que realmente quería dedicarme.

De nuevo, gracias a APCOM, conocí el empleo personalizado y con mis monitores, fuí dando pasos hasta que me dí cuenta que podía ser llegar a ser un gran auxiliar de farmacia.

Investigamos sobre qué tareas se hacían en la oficina de farmacia y yo sabía que todas se me iban a dar bien:  registrar el pedido que viene cada día, colocarlo, atender a los clientes, pegar cupones en las recetas y reponer.

Además hice tres cursos online, uno de farmacia y parafarmacia, otro de salud y otro de atención al cliente y me gustaron tanto que me preparé para hablar con la jefa de la oficina de farmacia y conseguí el contrato de trabajo.

Trabajo tres días a la semana de 9 a 11 de la mañana. Los días que voy a trabajar estoy más alegre, me gusta ir bien arreglado a mi trabajo y también me gusta hacer planes con mi sueldo. Sobre todo me gusta gastarme este dinero con mi familia porque para mí es lo primero y con ellos tenemos que aprovechar el tiempo que tenemos.

Estoy orgulloso de haber conseguido por mí mismo un trabajo que me gusta mucho y dónde yo he elegido estar,  en la oficina de farmacia de mi pueblo. Me encanta estar con mis compañeros y mi jefa, he tenido mucha suerte porque todos son geniales y espero que mi futuro laboral siempre sea aquí”.