Francisco Marín: Queremos seguir ocupando un espacio central en la información y en la vida cultural de nuestro territorio

Facebook
Twitter
LinkedIn
Pinterest
Pocket
WhatsApp

FRANCISCO MARÍN/EDITOR EL NOROESTE

Han sido años intensos los que han transcurrido desde que iniciamos la experiencia para consolidar y proyectar la presencia de este medio de comunicación en la comunidad a la que se dirige. Ello ha requerido de un trabajo permanente de adaptación y de diálogo con sus lectores y anunciantes y también un ejercicio permanente de innovación y de mejora en contenidos, formato y distribución.  A lo largo de estos más de 26 años hemos vivido juntos la transformación de los medios de información y la irrupción de las nuevas tecnologías, un cambio que ha tenido un enorme impacto en las relaciones entra las personas y en la forma de conectar con el mundo que nos rodea.

No obstante la evolución vivida, El Noroeste ha mantenido firme algunos de los pilares básicos que constituyen su condición, cumplir su compromiso de independencia y de respeto en el ámbito político, facilitar un mayor conocimiento y divulgación de las actividades y noticias en el conjunto del territorio y con ello contribuir a fomentar las relaciones entre los pueblos y los vínculos de amistad y cooperación y, de forma muy especial, servir de altavoz de los valores y de los éxitos de nuestros ciudadanos y de nuestras empresas, del valor de lo colectivo y de la calidad de las gentes de nuestra tierra.

Es por ello que se otorgan estos PREMIOS DEL NOROESTE, un modesto galardón que pretende reconocer y agradecer la contribución que sus protagonistas cumplen con la sociedad en el ejercicio de su labor profesional, en la colaboración para articular herramientas de participación social y de mejora de la calidad de vida de la colectividad y en la defensa de los valores de generosidad y solidaridad que han de caracterizar a una sociedad moderna y avanzada.

Francisco Marín: Queremos seguir ocupando un espacio central en la información y en la vida cultural de nuestro territorio
Francisco Marín: Queremos seguir ocupando un espacio central en la información y en la vida cultural de nuestro territorio

Los galardonados de este año, de los que bien podrían haber sido acreedores otras muchas personas y entidades de nuestro entorno, representan con solvencia y modestia estos valores. José Antonio Martínez Puerta es poseedor de una larga vida de servicio a la comunidad, actor y animador de la vida social, cultural y deportiva de su ciudad, Don José Antonio es ejemplo de compromiso y servicio docente y ciudadano.

La Mayordomía de la Fundación Santuario Nuestra Señora de la Esperanza mantiene vivo el vínculo de conexión del valor del patrimonio cultural y de la fortaleza de los valores religiosos, también su importancia en la vertebración social del municipio de Calasparra, condición que comparte con otras entidades análogas de nuestros municipios y que le confieren personalidad e identidad.

Rosendo Berengüi, estandarte del deporte en Cehegín, ha dedicado mas de 60 años de su vida a promocionar el atletismo y el fútbol y a educar a las sucesivas generaciones de jóvenes de Cehegín en los valores del deporte y ha sido protagonista en primera línea de la organización de equipos, fomento del asociacionismo en esta actividad y de su promoción. Persona ejemplar a la que mucho debemos.

Albudeite se hace presente en este espacio de la mano de su iniciativa solidaria “La noche de las luciérnagas”, un acto singular que reúne a miles de personas para realizar actividades de carácter deportivo y lúdico con el ánimo de recaudar fondos que sirvan a entidades de carácter benéfico a su labor social y asistencial. Pequeñas acciones que alcanzan grandes logros. No cabe sino animar su continuidad en el tiempo.

La ciencia, el talento y el esfuerzo quedan bien representadas por Rocío Álvarez y María Martínez, dos mujeres valientes y comprometidas que han dedicado su vida a la ciencia y a la búsqueda de soluciones a enfermedades y a mejorar la esperanza en la vida y la confianza en las personas. Doctoras, inmunólogas, científicas, dos generaciones diferentes en la búsqueda del bienestar general. Buena señal de que avanzamos y de que encontramos referentes en los que confiar. 

El caravaqueño Pascual Soria, coronel jefe de la base aérea de San Javier y director de la Academia General del Aire y del Espacio, se ha convertido en orgullo de sus paisanos y en ejemplo del valor del esfuerzo. Un hombre “hecho a sí mismo”, que es poseedor de una brillante carrera militar en estamentos españoles e internacionales y ostenta el privilegio de ser el primer militar murciano en dirigir la Academia del Aire, ubicada en San Javier.

El Noroeste ha querido reconocer y premiar la labor de la Universidad de Murcia, nuestra universidad. Desde su creación moderna en 1915 ha sido el referente académico de esta región. De ella salieron nuestros profesores y muchos de nosotros, y lo han hecho o lo harán también nuestros hijos. Su labor, su integridad y la importancia de su trabajo para la cualificación de las generaciones futuras y la prosperidad de nuestra tierra son razón indispensable para depositar nuestro agradecimiento y confianza.

Vivimos una tierra con dificultades y también con oportunidades. Personas y entidades como las premiadas nos demuestran los valores que atesora y las capacidades que en ella residen y transmiten. Nuestra labor como medio de comunicación es divulgarlo, generar confianza y seguridad en nuestras posibilidades, denunciar lo ilícito y resaltar los aciertos. Queremos seguir ocupando un espacio central en la información y en la vida cultural de nuestro territorio. Queremos seguir escribiendo el futuro con vosotros. Brindamos nuevamente nuestra colaboración y nuestro trabajo.

El Noroeste, más de mil veces cerca de ti.

Facebook
Twitter
LinkedIn
Pinterest
Pocket
WhatsApp

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.