JAIME PARRA

El casco histórico, o casco antiguo de Caravaca, viene a coincidir aproximadamente con la zona urbana que delimita la denominada “carrera del Corpus”, y su extensión por la de la Stma. Cruz el tres de mayo. Comenzó a forjarse a comienzos del S. XVI, cuando desaparecido el peligro musulmán, a partir de 1492, la población se expande fuera de la zona amurallada, y los barrios extramuros junto a las puertas del cerco medieval (como el Buen Suceso o La Puentecilla), amplían sus zonas habitables. Es entonces cuando se comienzan a edificar casas solariegas por los nobles e hidalgos que obtienen tierras en el campo tras el final de la Reconquista, las cuales se van integrando en la roturación de la nueva ciudad hasta finales del S. XIX en que comienza a forjarse la unidad urbana que hoy conocemos, abrazando la Caravaca primitiva.

La calle de las Monjas, principal vía urbana en el S. XVIII (según afirma el historiador Martín de Cuenca, que escribió su Historia de Caravaca en 1722), que era la entrada natural desde Andalucía (El camino de S. Juan de la Cruz) es desplazada en importancia, en el S. XIX, por la C. Mayor, vía de penetración natural desde Murcia como también lo fue la Puentecilla simultáneamente. La Gran Vía, construida sobre los antiguos “callejones” en el segundo tercio del S. XX borró la importancia de aquella, convirtiéndose en el eje urbano más importante, en torno al que gira el urbanismo contemporáneo.

El casco antiguo ha ido degradándose en un proceso lento que viene de décadas y que el Ayuntamiento de Caravaca, desde la Concejalía de Urbanismo que dirige Mónica Sánchez se ha propuesto frenar con medidas que ya están haciendo efecto y otras que se notarán en el medio y largo plazo.

  • ¿En qué condiciones se encontró este equipo de Gobierno el casco antiguo al comenzar la legislatura?

El centro histórico de Caravaca es algo que todos los caravaqueños sentimos nuestro, forma parte de nuestras raíces e identidad. No es tanto el estado en el que se encontraba hace dos años en sí, sino el hecho de volver la mirar hacia él lo que ha propiciado se establezcan una serie de acciones. A corto plazo ya se están notando, pero la reversión del deterioro que ha sufrido durante tantas décadas no se puede superar de un día para otro.

  • ¿De qué herramientas dispone el Ayuntamiento en situaciones de deterioro, incluso de peligrosidad para los viandantes, si los inmuebles pertenecen a propietarios particulares?

Nuestra normativa municipal contempla la herramienta de las órdenes de ejecución por ornato o peligro a la vía pública. El  inmueble que así lo determine un informe técnico y jurídico debe ser reparado o rehabilitado en los términos propuestos por estos dos motivos. Si, además, tienen interés histórico o arquitectónico, debido a su catalogación, estas actuaciones deben también ser supervisadas por la Dirección General de Bienes Culturales.

  • ¿Qué actuaciones se han realizado hasta la fecha desde su Concejalía?

En los primeros meses se pusieron en marcha varias herramientas, tales como las órdenes de ejecución de inmuebles significativos como las relacionadas con la Casa de San Juan de la Cruz, el Palacio de La Encomienda o el Convento de San José, por poner algunos ejemplos. También venimos trabajando a través del programa Áreas de Regeneración Urbana y Rural (ARRUR), que conseguimos al inicio de la legislatura y gracias al cual contamos con un millón y medio de euros para rehabilitación de inmuebles de particulares y para renovación de espacios públicos dentro del área delimitada como casco histórico en Caravaca.

Las órdenes de ejecución nos permitieron acceder a los propietarios de los inmuebles para mediar en el cumplimiento de la normativa, propiciando así soluciones reales. De esta manera, se consiguió la rehabilitación de la Casa San Juan de la Cruz y también se abrió el camino con el fondo de inversión que era el antiguo propietario del Convento de San José de las Madres Carmelitas para que finalmente pasara a ser un bien público con su adquisición en diciembre de 2020 por parte de la Comunidad Autónoma. Aquí el papel de nuestro alcalde, José Francisco, ha sido fundamental, para él es una prioridad que estemos enfocados en el objetivo estratégico de volver la mirada al casco histórico de nuestra ciudad. El equipo de Gobierno tenemos grabado a fuego que esto es prioridad y hay que dar todos pasos a nuestro alcance para avanzar por la senda más adecuada.

Por otra parte, la Universidad Politécnica de Cartagena está colaborando estrechamente con el Ayuntamiento, con la elaboración de un Plan Estratégico del Casco Histórico, a partir del cual se ponen en marcha serie de mesas de trabajo para concluir con la revisión del Plan Especial de Reforma Interior y Protección del Caso Histórico (PERI).

  • Háblemos un poco más detalladamente de algunos casos concretos como el Palacio de La Encomienda o la Casa de la Virgen

El Palacio de la Encomienda es un inmueble que pertenece a  numerosos propietarios, lo que tradicionalmente ha dificultado que le dieran salida a este histórico inmueble. Había una orden de ejecución iniciada cuando llegamos al Gobierno, hemos intentado en este tiempo mediar con los propietarios y busca posibles inversores. Pero finalmente, hemos seguido el curso de la orden de ejecución y es el propio Ayuntamiento es el que ha iniciado las obras referentes al mantenimiento para evitar que se derrumbe, con  el consiguiente peligro a vía pública, y además se acabe de perder para siempre un edificio con un papel muy destacado en la historia de Caravaca. Lógicamente los propietarios deberán asumir el coste económico de esta obra, que dirige y acomete el Ayuntamiento.

El caso de la Casa de la Virgen también es complejo, puesto que se encuentra en manos de una sociedad que se declaró insolvente, lo que dificulta la mediación, pero es muy posible que tengamos pronto buenas noticias con respecto a este tema. El alcalde personalmente se está encargando de esto y esperamos encontrar con empeño y trabajo soluciones a temas como este, al igual que ya ha ocurrido con la Casa de la San Juan de la Cruz o el Convento de San José.

  • ¿En qué consiste el proyecto que se desarrollarán en el llamado Europán y cómo incidirá en la zona?

El proyecto Europán surge en la década de los noventa, en su momento tenía previsto, con fondos europeos, llevar a cabo una plaza con aparcamientos y varios edificios de viviendas sociales. Posteriormente,  se paralizó, desconozco los detalles del motivo, y la crisis posterior también lo truncó. Se trata de un terreno de más de mil metros cuadrados, que hasta día de hoy pertenece a la Dirección General de Vivienda y en el que también, a través de una orden de ejecución, se ha procedido a la demolición de la denominada Casa del Vicario.

Estamos en vías de solicitar la cesión de los terrenos para que sea de propiedad municipal y en ese momento tendremos capacidad para desarrollar el proyecto más adecuado para esta zona, con el que contribuyamos a mejorar la calidad de vida de los vecinos de la zona y del centro histórico en general. Es un espacio que puede ser un pulmón verde en corazón de casco antiguo, tiene muchas posibilidades y ha estado adormecido durante dos décadas, sin que se haya dado un solo paso. Pero ahora el primero ya está dado, que ha sido el conseguir la demolición de la casa en ruinas que abre el espacio, ahora el siguiente es culminar el proceso administrativo para la cesión como espacio municipal. El tercer paso será buscar la financiación necesaria para desarrollar el mejor proyecto posible, respetando siempre el entorno y buscando el bienestar de los vecinos.

Demolición de la Casa del Vicario

  • ¿Con el Plan de Sostenibilidad Turística en Destino qué obras se acometerán en el casco antiguo?

El plan de Sostenibilidad ‘Camino a Caravaca de la Cruz 2024’ elaborado por el Ayuntamiento, siendo el mejor valorado de la Región de Murcia y uno de los que han conseguido una puntuación más alta a nivel nacional, tiene previsto más de veinte actuaciones para los próximos tres años, financiadas a través de los fondos europeos con más millones de euros.

La conservación del patrimonio y el embellecimiento del casco histórico tienen un papel protagonista, puesto que se trata de un objetivo y estratégico para el equipo de Gobierno y fundamental para avanzar hacía el modelo de ciudad que queremos los caravaqueños. La rehabilitación de la ermita de San Sebastián de la Placeta de Santo, el pavimento de la explanada del Castillo o la creación de un aparcamiento público con peatonalización de espacios algunas de las actuaciones recogidas.

  • Los peregrinos que vuelvan a visitar Caravaca en 2024 tras hacerlo en 2017, ¿verán un cambio significativo en nuestro casco histórico?

Sin duda, las actuaciones previstas para los próximos dos años, ya comentadas, son un cambio y una mejora para el casco histórico. Además, contamos con que se puedan ir haciendo efectivas otras nuevas, a través de proyectos y planes en los que estamos trabajando, más órdenes de ejecución a las que ya me he referido, lo que conllevará un punto de inflexión importante.

  • ¿Pueden acogerse a algún tipo de ayudas los vecinos que quieran rehabilitar su vivienda?

Las dos convocatorias para la rehabilitación de inmuebles del casco histórico del ARRUR, ya están cerradas. Por tanto, hay 55 actuaciones que están pendientes de recibir esas ayudas en la zona de casco histórico, que entendemos será una mejora importante ya que son más de medio centenar de casas con obras de reforma. Esperamos anunciar nueva iniciativas que hemos solicitado a la Dirección General de Viviendas y que irán en este sentido.

  • ¿En qué estado se encuentra la adaptación del Plan General de Ordenación Urbana, tras el análisis que llevó a cabo la Universidad Politécnica de Cartagena?

La Universidad Politécnica de Cartagena se encargó de hacer un análisis previo del estado Plan General de Ordenación Urbana. Se trata de un estudio académico que se llevó a cabo en 2020 y que presentamos hace unos meses. A partir de ahora, se elaborarán los pliegos para sacar a licitación el PGMO.

En estos momentos, como he dicho anteriormente, se está realizando también una colaboración con dicha universidad para la elaboración del Plan Estratégico de Casco Histórico.

  • Hace unas semanas la Policía Local de Caravaca anunció que en unos días había impedido cinco ocupaciones ilegales de viviendas, ¿se ha convertido en un problema grave en Caravaca?

Es un tema en el que hemos puesto muchos esfuerzos desde el primer día. Aunque, desde luego, la legislación nacional en materia de ocupación pone las cosas muy difíciles. Pero estamos haciendo todo lo que está a nuestro alcance para frenar esta problemática en auge en toda España. Es un atentado contra la propiedad privada y, además, en muchas veces ocasiona problemas de convivencia en los barrios y tenemos que estar siempre de lado de los vecinos.

Quiero felicitar a la Policía por su labor para evitar las ocupaciones en el momento en el que se están produciendo que es cuando se puede hacer actuar y también agradecer la fundamental colaboración ciudadana que se debe producir en este instante. Por otra parte, nos hemos puesto en contacto con propietarios de inmuebles afectados para que denuncien el la Guardia Civil y se el tema se judicialice, ya que es esta la vía que marca el protocolo desahucio.

  • Aunque incidimos en los inconvenientes de vivir en el casco antiguo de Caravaca, ¿qué ventajas tiene tanto para residir como para emprender un negocio?

 El casco histórico tiene un encanto en que no tiene ningún otro lugar, pero lleva décadas sufriendo un proceso de despoblación al ser menos accesible y esto también perjudica a la puesta en marcha de negocios. Hacerlo un lugar más habitable, más cómodo y más atractivo para vivir es el gran reto en el que trabajamos.

El modelo urbanístico de expansión de las últimas décadas ha ido encauzando el crecimiento de la ciudad hacia las zonas más periféricas. Ahora lo que se pretende darle la vuelta a esa situación. Esto no se va a conseguir de un día para otro, pero el Ayuntamiento debía por fin ponerse manos a la obra, sentar las bases y favorecer las condiciones para que sea un lugar más habitable y cómodo tanto para los vecinos como para los negocios.

– Este no es trabajo de una sola legislatura, pero ¿espera marcar unas líneas maestras en este tiempo que continúen próximas corporaciones sean del signo político que sean?

El trabajo que llevamos realizando estos dos años y pico es el de utilizar todas las herramientas a nuestro alcance, tanto por normativa, como por mediación o por búsqueda de recursos de otros organismos y administraciones. Un trabajo interno que muchas veces no se ve políticamente, por eso quizás otros no se han puesto a lidiar con esto, pero lo importante es que a medio y largo plazo tenemos la confianza de que dé sus frutos a la ciudad.

La siguiente legislatura habrá un camino iniciado que, depende quien lo continúe, se podrá avanzar más o, por el contrario, paralizar y echar este trabajo por tierra. Dependerá en gran medida de la sensibilidad de quien lideré el proyecto y de cómo entienda la política municipal. Ojalá nos hubiéramos encontrado nosotros el camino iniciado, no fue así, la despoblación y abandono de servicios y negocios del casco histórico se lleva produciendo durante décadas. Los milagros no existen, sólo el trabajo y persistencia a favor del interés general de los caravaqueños. Eso es lo que espero que se pueda dar en la siguiente legislatura.

-¿Cómo se imagina un paseo por el casco histórico dentro de una década?

Espero que se haya convertido en un lugar mejor para los vecinos que lo habitan y para los que están por llegar. Creo que el plan de sostenibilidad ‘Camino a Caravaca 2024’ en los próximos tres años va a suponer un revulsivo, pero es necesario más que eso, y creo que estamos en el camino correcto.