AYUNTAMIENTO DE CARAVACA

Las ‘Escuelas Deportivas Municipales’, que organiza la Concejalía de Deportes del Ayuntamiento de Caravaca de la Cruz, han comenzado con la participación de unos mil alumnos, que en esta primera fase reciben clase en grupos reducidos de diez por monitor, sin ejercicios de contacto físico y eliminando la interacción en las salidas, entradas e interior de las instalaciones gracias a un dispositivo de accesos y señalización.

Todas las actividades tienen su protocolo de desarrollo, con salidas y entradas independientes, periodos de intercambio para evitar coincidencias de grupos, desinfección de materiales, toma de temperatura y uso de mascarilla

Las trece escuelas de este programa de fomento del deporte de base puestas en marcha en el presente curso siguen estrictamente las restricciones y el protocolo de prevención para la práctica deportiva marcado por la Dirección General de Deportes de la Región de Murcia.

El concejal de Deportes ha destacado “el trabajo desarrollado por el área y el equipo de monitores con el fin de adaptarse a la situación y no privar a los menores de una actividad que favorece su desarrollo físico y personal. Esto ha requerido de un esfuerzo extra y coordinado que sin duda merece la pena”.

“Nuestras Escuelas Deportivas son un espacio en el que se potencian hábitos saludables de vida y donde también se trabajan valores como la solidaridad, la responsabilidad, el trabajo en equipo, el respeto o la autodisciplina”, ha señalado Fernández Tudela, quien ha remarcado “la importancia de aunar esfuerzos para que, con todas las garantías posibles, esta crisis no suponga también que varias generaciones puedan perder su afición por el deporte y que, además, jóvenes promesas caravaqueñas, con proyección a nivel regional y nacional, vean paralizada su trayectoria sin entrenamientos regulados”.

Aunque sujetas a la evolución de la pandemia, y atendiendo la orden de la Consejería de Turismo, Juventud y Deportes, inicialmente se han previsto tres fases progresivas de adaptación. Las clases se han iniciado con diez alumnos por grupo y, a mediados de noviembre, se prevé la ampliación de la ratio a 25, lo que permitirá atender algunas modalidades con lista de espera.

Entre las numerosas medidas de adaptación al contexto actual introducidas por el Ayuntamiento caravaqueño, se encuentra que las matrículas han pasado a ser bimestrales y se puede cambiar de modalidad deportiva, sin coste, al mes de haber formalizado su inscripción.

La oferta de las ‘Escuelas Deportivas Municipales’ viene acompañada de otras novedades, priorizando las medidas de prevención, como que las sesiones son dos semanales en todas las modalidades y las actividades grupales para los más pequeños quedan por el momento congeladas, hasta un avance favorable de la pandemia, esto implica a los nacidos en 2016 y 2017.

La oferta abarca desde las categorías de Pre-benjamín a Cadete, con las escuelas de Ajedrez, Atletismo, Baile Moderno, Baloncesto, Duatlón, Fútbol, Naturaleza, Paradeportiva, Patinaje, Gimnasia Rítmica, Fútbol Sala, Tenis y Voleibol.

Todas actividades tienen su protocolo de desarrollo y de acceso a instalaciones municipales, con salidas y entradas independientes y periodos de intercambio para evitar coincidencias de grupos.

Además la normativa COVID-19 exige el uso obligatorio de mascarilla; la aplicación de gel hidroalcohólico, toma de temperatura, desinfección de todos los materiales al término de cada sesión y no acudir en caso de notar alguno de los síntomas asociados al coronavirus (como tos seca o fiebre).