JAIME PARRA

El viernes 26 de junio Araceli Fernández de los Santos, alumna de 12 años del colegio público Artero de Bullas, compitió en la fase nacional de la Olimpiada Matemática. Será una de las tres representantes de la región en una prueba en la que compiten los mejores alumnas de España.

En su caso, de forma telemática desde la Facultad de Educación, ya que por causa del coronavirus no se ha podido celebrar en Galicia, que este año acogía la final.

Alentada por sus maestros, y con la ayuda de su tutora Juana y de sus padres, se preparó la fase regional, y, para su sorpresa, pero no tanto para los que la conocen, supo primero que había quedado entre las diez mejores de la región y poco después que la habían seleccionado entre las tres murcianas que optan al gran premio.

Estudiante de piano y saxofón, explica que más que saber matemáticas, que también, la clave está en la lógica. “Hay ejercicios en los que más que saber matemáticas (por ejemplo, fórmulas) hay que saber cómo usar los datos que te dan, o saber leer el problema, porque algunos sí lían bastante…”, explica esta joven que el curso próximo continuará su educación en el IES Los Cantos de Bullas.

Se reconoce como buena estudiante, ya que saca buenas notas, pero sin decantarse como parecería obvio por las matemáticas, “aunque creo que voy a tener que preparar más el hábito de estuido para el año que viene”. Mientras tanto, y antes de descansar merecidamente este verano,

Araceli, que quiere ser médico, quizá neuróloga, ha contado con el apoyo de toda Bullas y de toda la región. Ahora solo falta conocer el resultado: lo indudable es que ella es una de las mejores mentes de este país.