MARAVILLAS FERNÁNDEZ/CONCEJAL SOCIALISTA EN CEHEGÍN
«Región de Murcia. Costa Cálida». Así versa el título de la web sobre turismo de la Región de Murcia.
Probablemente cualquier personNoroeste Murciaa que resida dentro y fuera de nuestra comunidad, identificará este eslogan con nuestra tierra, pues en los últimos veinte años ha sido y está siendo explotada esta característica, a veces en exceso (Polaris, Novo Carthago, etc.) que sin duda define a una zona de nuestra región. Y digo una zona, porque la Región de Murcia está compuesta por varios territorios más con ciertas diferencias paisajísticas, como resulta ser el caso de nuestra llamada Comarca del Nororeste.
Muchos amigos y compañeros, cuando han visitado el noroeste, se han ido con una gran impresión de esta zona, la cual la mayoría de ellos desconocen y mientras visitábamos algunos lugares característicos, he intercambiado mis impresiones acerca de la gran diferencia de paisajes, de costumbres, de forma de entender nuestra región que hay entre los que habitamos los pueblos del noroeste y casi prácticamente el resto de los murcianos.
Vamos a contraponer dos ideas que he expresado en sendos párrafos: por un lado, que cualquier persona dentro de nuestra región conoce la riqueza de sol y playa de la misma; por otro, que casi nadie de mis conocidos que han visitado el noroeste son conscientes de su riqueza.
Esto es resultado de una política seguida por el PP en el gobierno regional durante los últimos veinte años: promocionando sol y playa, pero descuidando un turismo que tiene mucho que aportar, un turismo de interior, de visitas a monumentos, de excursiones por la naturaleza, de historia y tradiciones; un turismo que recoge plenamente nuestra comarca del noroeste.
Nuestros municipios (Bullas, Cehegín, Calasparra, Caravaca y Moratalla) tienen mucho potencial que ha de ser visto como un conjunto, como un entorno lleno de actividades de diversa índole, desde la autenticidad del vino Denominación de Origen Bullas, hasta el Santuario de la Esperanza, pasando por Begastri, el entorno natural de la Puerta de Moratalla y el Santuario de la Vera Cruz. Quizá de esa forma lograremos hacer crecer las pernoctaciones, que es lo que realmente podría suponer ingresos para nuestra comarca y por ende, ser una fuente más de empleo, pero sobre todo, para poner el Noroeste en el mapa del turismo.
Las administraciones locales y la regional en especial, se deben poner manos a la obra para hacer del turismo en el noroeste uno de los pilares donde sustentar nuestra economía, pues la diversificación del tejido económico debe pasar sin duda por este sector, porque tenemos mucho que ofrecer. Así pues, pongámonos manos a la obra y mostremos la grandeza del Noroeste de la Región de Murcia.