AYUNTAMIENTO DE CARAVACA

El Certamen Literario Albacara, que convoca el Ayuntamiento de Caravaca de la Cruz, ya tiene ganadores. Los jurados que forman parte de sus distintas categorías se reunieron para emitir el fallo de la edición de 2020, que ha batido record de participación con un total de 319 obras presentadas desde numerosos lugares de la geografía española y varios países extranjeros.

El concejal de Cultura, Juan Manuel de León, ha querido “agradecer la alta participación, la implicación de los componentes del jurado y el apoyo decidido que prestan al certamen los Padres Carmelitas Descalzos, el Grupo Postres Reina y la editorial Gollarín”.

“En tiempos de pandemia la cultura y, en este caso concreto, la literatura cobran aún más significancia como fuente de conocimiento y creatividad, que nos llena parte del vacío que han dejado en nosotros aspectos relacionados con el distanciamiento social. La excelente acogida de este certamen es un buen ejemplo de ello”, ha manifestado. Juan Manuel de León ha avanzado que, por razones de seguridad sanitaria, la entrega de premios se realizará sin público y se podrá seguir en directo a través de la página Facebook del Ayuntamiento y del canal de televisión local Telecaravaca el 13 de febrero, a las 17.00 horas.

El Premio Internacional de Poesía Mística ‘San Juan de la Cruz’, dotado con 3.000 euros y la edición de la obra, ha recaído en el poemario ‘Exilios’, de la autora Mar Busquets-Mataix, residente en la ciudad de Valencia. ‘Florecer una araucaria’, de la escritora chilena María Paz Cuevas Silva ha sido finalista.

Por su parte, Ariel Alberto Díaz, de Buenos Aires (Argentina), ha resultado ser el ganador del Premio Internacional de Narrativa ‘Ciudad de la Cruz’, con el relato ‘Los cuentos de mi padre’. El escritor, de 84 años de edad, concurrió al concurso literario con el seudónimo ‘Furgón de cola’. El galardón está dotado con 1.500 euros.

Además, dentro de la categoría juvenil ‘Escuela de Mandarines’, cuyo nombre se toma en homenaje a una de las obras del escritor caravaqueño Miguel Espinosa, han resultado premiados nueve estudiantes, siendo dos de ellos de Caravaca de la Cruz y Moratalla.

Los galardonados de ‘Escuela de Mandarines’ son Sofía Cutillas Solano de Molina de Segura (primer premio de Narrativa de la primera categoría), Lucía Carrillo Almagro de la pedanía murciana de Javalí Nuevo (segundo premio de Narrativa de la primera categoría), Patricia Nortes Nicolás de Murcia (primer premio de Poesía de la primera categoría), Otilia Abellán Alcaraz de Librilla (segundo premio de Poesía de la primera categoría), Mekdes Lucía García Vázquez de Murcia (primer Premio de Narrativa de la segunda categoría), Lucía Rodríguez Martínez de Moratalla (segundo premio de Narrativa de la segunda categoría), Alejandro O´Rearson-Byle del Pilar de la Horadada (primer premio de Poesía de la segunda categoría), Estela Verdejo Navarro de Caravaca de la Cruz (primer Premio de Narrativa de la tercera categoría) y Carlos Rubio González de Cartagena (primer premio de Poesía de la tercera categoría).

Los jurados han estado presididos por el poeta Luis Bagué, el escritor Luis Leante y el bibliotecario Juan Antonio Martínez Piqueras y han contado entre sus miembros con profesores, escritores editores o libreros.

La creación de la página web premialbacara.com y el envío de las obras exclusivamente por modalidad online son algunas de las novedades de este año. En su edición anterior adquirió carácter internacional.

San Juan de la Cruz y los Carmelitas, orígenes del certamen 

La primera edición de este certamen literario ocurrió en 1972, organizada por los jóvenes que formaban parte del grupo Albatros del Club Edith Stein, surgido al amparo de la comunidad de frailes Carmelitas Descalzos ubicada en la ciudad, y así continuó hasta 1980.

En la edición número 10 del certamen, la organización la asumió el Ayuntamiento de Caravaca de la Cruz. Hace tres convocatorias el se renovó, incorporando nuevas categorías de participación y un impulso organizativo y de promoción.

El Consistorio Caravaqueño -con el apoyo de la Comunidad de Carmelitas Descalzos, el grupo Postres Reina y Editorial Gollarín- apuestan por afianzar este certamen que nació para rendir homenaje a San Juan de la Cruz, patrón de los poetas españoles, y promover los valores de la creación literaria y la afición por la lectura. Las categorías de Narrativa y Mística se incorporaron para ampliar su tradicional carácter juvenil y abrirse así a escritores de todas las edades y lugares del mundo, reforzando de este modo también el vínculo de San Juan de la Cruz con la ciudad de Caravaca.