AYUNTAMIENTO CARAVACA

Las dos pistas del colegio público El Salvador se están sometiendo a obras de reforma, con la instalación también de nuevas canastas antivandálicas. Este proyecto sigue la misma línea que los ya ejecutados por el Ayuntamiento de Caravaca de la Cruz, a través de su Concejalía de Educación, en los centros educativos de Cervantes y Virgen de la Candelaria de Barranda.

La obra del CEIP El Salvador tiene un presupuesto de cerca de 22.000 euros y está consistiendo en la eliminación de baches y fisuras, aplicación de varias capas de resina especial para superficies deportivas y pintura antideslizante, dotándola también de señalización y equipamientos.

“Está previsto, y en este caso con la colaboración de la Consejería de Educación, el vallado perimetral de la pista escolar de Barranda, atendiendo una demanda vecinal que permitirá el uso de esta, con acceso independiente, en horario extraescolar o en los veranos”, según ha avanzado el concejal responsable del área, José Fernández Tudela.

Estas actuaciones de mejora de las pistas escolares forman parte del plan municipal de mejora de mantenimiento de los centros educativos del municipio, basado en una memoria de actuación, dividida en varias fases de actuación. Además de las tres pistas citadas, ya se han realizado, entre otras actuaciones, el arreglo de los aseos de los colegios ‘La Santa Cruz’ o ‘Cervantes’. En este sentido, el edil José Fernández Tudela, ha informado que “en estos meses de verano se continuarán atendiendo necesidades como las obras de reparación e  impermeabilización en partes de la cubierta del pabellón del Basilio Sáez, con un presupuesto de más de 13.078 euros, y las de construcción de una puerta de emergencia en el colegio Sierra de Mojantes de Archivel, con un presupuesto de algo más de 6.000 euros.

“En una reciente reunión con la Dirección General de Centros Educativos de la Consejería de Educación de la Comunidad Autónoma hemos cerrado varias importantes actuaciones que se irán materializando en los próximos meses, ya que las competencias municipales se reducen prácticamente al mantenimiento. Hemos hecho llegar proyectos a la Comunidad Autónoma que han tenido muy buena acogida y un compromiso favorable”, según ha adelantado el responsable de Educación en el Consistorio caravaqueño.

José Fernández Tudela aprovechó la visita al colegio El Salvador para enviar un mensaje de agradecimiento a toda la comunidad educativa, personal municipal del Ayuntamiento, técnicos de la Mancomunidad de Servicios Sociales y voluntarios que han trabajado conjuntamente para afrontar los cursos más difíciles de la historia reciente de la Educación, atendiendo todo tipo de nuevas e imprevistas necesidades derivadas de la situación de emergencia sanitaria.

“Hemos procurado que ningún niño se quedará atrás por la falta de equipos informáticos o señal de internet; se repartieron las tareas o los deberes a los domicilios, al igual que los vales económicos de compra que sustituían a las becas de comedor. Me siendo muy agradecido con las direcciones de los centros, con los padres y madres, con los monitores deportivos o con asociaciones como Protección Civil o Cruz Roja, con los que hemos trabajado de forma coordinada para hacer frente a una situación compleja y sin precedentes”, destacó.