CIUDADANOS

Los dos diputados de Ciudadanos destacan que la Región de Murcia se merece un Gobierno que gestione de forma eficiente y transparente 

Ciudadanos votando en la Asamblea Regional

La X legislatura comenzó con esperanza. Por primera vez en 24 años, el PP debía pactar con otro partido para gobernar la Región de Murcia. Era el primer gobierno de coalición de la democracia y Ciudadanos dio su apoyo con condiciones. Regeneración, transparencia, lucha contra la corrupción o impulsar leyes que dieran respuesta a los graves problemas que la región arrastra en Educación, Sanidad, Política Social o respecto al Mar Menor y beneficiaran al conjunto de la sociedad era la prioridad.

Gracias al impulso de Ciudadanos, en los últimos años se aprobaron leyes como la Ley de Protección Integral del Mar Menor, Ley de Gratuidad de Libros, el cambio en la Ley Electoral, la limitación de mandatos para presidir la comunidad, la reforma del Estatuto Regional, la liberación de las ITV, la gratuidad de la televisión y el wifi en hospitales o la enfermería escolar.

La X legislatura comenzó con esperanza y, sin embargo, va a acabar como la peor de la historia de nuestra democracia”, lamenta el diputado liberal Juan José Molina.

Ciudadanos ha condenado de forma continuada las deficiencias que existen en múltiples ámbitos. En Educación, Molina lamenta las negligencias que acumula la consejera de extrema derecha en el año que lleva al frente del cargo y le ha exigido actuaciones y no anuncios para solucionar “los graves problemas a los que se enfrenta la educación en la Región de Murcia, en vez de actuar como si no le importaran en absoluto. Vivimos en una de las regiones con índices más altos de abandono escolar”.

Respecto a Política Social, señala que la gestión de la Consejería perjudica notablemente a los sectores más vulnerables debido a los recortes presupuestarios en ámbitos como mujer e igualdad, pobreza, menor o a las instituciones sin ánimo de lucro, entre otras materias.

La falta de sensibilidad de la vicepresidenta tránsfuga hacia la lacra de la pobreza, que sufren uno de cada tres habitantes de esta región y su incompetencia es inaceptable”, critica Molina. También señala los problemas que acumula su gestión en áreas como la Ley de Atención Temprana, que se aprobó sin incorporar las demandas realizadas por las asociaciones del sector o las listas de espera de la dependencia, en la que el año pasado murieron más de 1.400 personas sin haber recibido ayuda.

En cuanto al Mar Menor, Ciudadanos ha condenado que a pesar de los ocho comités que el Gobierno regional ha puesto en marcha a lo largo de seis años, y de la reciente creación de un nuevo Observatorio del Mar Menor, el “infame balance sea un Mar Menor al borde del colapso y que está peor que nunca. La realidad es que el Mar Menor se muere por la nefasta gestión del Partido Popular en la Región de Murcia”, señala la diputada liberal Ana Martínez Vidal.

Los diputados también han denunciado en varias ocasiones la deriva antidemocrática que han sufrido las instituciones regionales desde que Ciudadanos salió del Gobierno regional hace un año, hasta el punto de que han tenido que presentar un recurso de amparo ante el Tribunal Constitucional por el continuo trato discriminatorio que sufren en la Asamblea regional desde que pasaron al Grupo Mixto “para no dejar sin voz a los casi 80.000 votantes de Ciudadanos en la Región de Murcia”, subraya Martínez Vidal.

Entre los episodios que consideran más lamentables de este último año destaca que el Gobierno regional haya enterrado para siempre la Comisión Especial de Investigación de las Vacunas en la Asamblea regional. El Partido Popular, junto a los tránsfugas y los ex diputados de Vox, con los que suman mayoría, han impedido el trabajo de esta iniciativa que debía permitir a los murcianos conocer hasta dónde llegaron las irregularidades en el protocolo para la inmunización y quién abusó de su posición de privilegio para vacunarse antes de tiempo. “Lamentablemente, nunca lo sabremos. En la Región de Murcia sufrimos abusos continuos por parte del Partido Popular, que solo sabe gobernar con el rodillo”, recalca Martínez Vidal.

Además, de las leyes que se han aprobado en la Asamblea regional gracias a Ciudadanos, Molina denuncia que el PP no las ha ejecutado. “Así es como se comporta este Partido Popular. No cumplen ni las leyes que ellos mismos votan”, recalca.

A pesar de la difícil situación por la que atraviesan, los dos diputados de Ciudadanos en la Asamblea Regional han presentado numerosas iniciativas desde que comenzó el curso parlamentario. Entre ellas, destacan las mociones para reducir el tramo autonómico del IRPF con el fin de ayudar a familias, autónomos y empresas; la creación de una dirección específica con competencias en materia de hostelería, el plan de choque con medias contra la crisis, la auditoría del gasto público o ampliar doce meses más, hasta los tres años, la ‘cuota cero’ con carácter general para los nuevos autónomos de cualquier edad y condición que pongan en marcha un negocio en la Región de Murcia.

En el plano social, destaca la iniciativa para aumentar la inversión en Atención Primaria hasta el 25% del presupuesto del Servicio Murciano de Salud (SMS), con el fin de contar con más profesionales, reducir las listas de espera, abrir consultas presenciales y la reapertura de los consultorios cerrados durante la pandemia; la moción para la defensa y protección de los derechos de las personas mayores y colectivos vulnerables en la realización de gestiones bancarias y administrativas o incluir a las mujeres de más de 40 años en los tratamientos de reproducción asistida en la Seguridad Social.

“Los ciudadanos de la Región de Murcia se merecen un Gobierno que gestione de forma eficiente y actúe contra los graves problemas que arrastramos desde hace casi tres décadas”, subraya Molina. “Seguiremos trabajando por los murcianos y denunciando las acciones antidemocráticas de este Gobierno tránsfuga, sin ética ni moral alguna”, recalca Martínez Vidal.