JAIME PARRA

FOTOGRAFÍA: Mª TERESA BOTÍAS

«Preparo una novela; pero es un trabajo tan arduo que consume, aparte de mi sueño, mi ánimo”.

Era 2011 cuando Antonio Botías, periodista y cronista de la ciudad de Murcia, hablaba de la novela que hoy el lector tiene entre manos. “Cuando vengan a por ti”, publicada por MurciaLibro y que cuenta con prólogo del periodista Juan Ramón Lucas, es la primera novela del aclamado autor de la trilogía “Murcia, secretos y leyendas” y de “Murcianas de dinamitas”.

¿Para qué escribe Antonio Botías?

Para respirar, podría señalar. Es algo que, desde muy pequeño, me ha fascinado: la posibilidad de imaginar historias y personajes, de construir una especie de mundo paralelo.

Por falta de novias no sería, ¿qué plus le ha aportado la editorial MurciaLibro de Francisco Serrano?

Pues hace algunos años, en una conversación informal, me comprometí a convertirlo en el editor de mi primera novela. Me gustaba el cariño y atención que dispensaba a sus escritores, la cercanía y sinceridad. Y luego, cuando la escribí, me limité a cumplir mi palabra. No me he arrepentido, cosas que en estas lides no resulta tan infrecuente.

Para el prólogo ha escogido un periodista y novelista como usted, Juan Ramón Lucas, ¿qué ha sabido ver en su obra que nadie más?

Considero a Lucas uno de los más grandes comunicadores del panorama periodístico español. Además, es un gran novelista. Y, por si fuera poco, conoce bien nuestra región. En su prólogo dedica a la novela palabras que me han emocionado y que me sirvieron, al leerlas, para darle el último impulso a su publicación. Le estoy muy agradecido.

Este ha sido un parto largo, ¿el primero de muchos hijos?

¡Quién sabe! Siempre me han sorprendido los autores que al tiempo que presentan una novela anuncian que ya están terminando otra. Claro que luego el resultado es el que es… En mi caso, son las historias las que me eligen a mí y se presentan cuando quieren, me temo. Espero que pronto vuelvan a visitar mi mente. En ese preciso instante no tendré otro remedio que ponerme a escribir y comenzar una nueva batalla.

Después de un proceso creativo tan largo, ¿el resultado es la novela que al principio concibió?

Quizá no. Con el paso de los meses la historia va adquiriendo vida propia, los personajes se niegan a comportarse como uno imagina y hasta el ambiente se torna movedizo. Eso lo que más me maravilla del proceso de creación. Todo está vivo, para bien o para mal.

Sin desvelarnos muchos detalles, ¿qué podemos encontrarnos en “Cuando vengan a por ti”?

Un poco de cada nosotros. De lo que fuimos y de lo que llegaremos a ser. Un ambiente que nos recordará algo propio, aunque impreciso, algo familiar y cercano.

¿Por qué Sangonera como escenario de su obra?

Es un nombre fantástico para un lugar mágico. Una novela que, a pesar de estar enraizada en esta tierra, quizá por eso, acaba entendiéndose como universal. Mi intención desde el primer momento era eso: universalizar historias. No sé si lo habré conseguido. Pero lo idea era contar una historia que pudiere comprender y disfrutar con igual intensidad un lector japonés o uno chileno.

¿Qué le parece la literatura actual de la Región de Murcia? ¿Se atrevería a recomendarnos algún novelista o alguna obra?

Vivimos unos tiempos muy fructíferos en nuestra literatura, cuyos frutos son obras de gran trascendencia. En la Región siempre se escribió bien y, en los últimos años, la nómina de escritores es tan nutrida como interesante. No me atrevería a nombrar a ningún compañero porque todos tenemos en mente sus nombres.

Quienes seguimos periódicamente sus colaboraciones en La Verdad, ¿tenemos motivos para preocuparnos? ¿ha muerto el cronista para dar paso a un novelista?

(Risas) ¡No creo en la reencarnación! Así que si muere el cronista se acabó la historia. Ambos tendrán que compartir mis labores y pasiones. ¡Bastante trabajo tienen, créame!

Portada de la primera novela de Antonio Botías

Sinopsis

En una Sangonera donde los mochuelos alborotan y señalan a quienes van a morir, donde las autoridades presionan a las familias de los ancianos más incómodos para que ingresen en un centro asistencial, donde el cajero Adolfo prepara meticuloso y obsesivo un ataúd mientras su mujer le pide el divorcio, donde algunas personas atesoran el poder de ver a los muertosdeltodo o donde un alcalde lúbrico y violento se aprovecha de la pobreza de sus vecinas para obtener favores sexuales, se desarrolla la primera novela de Antonio Botías Saus. Moviéndose entre el lirismo y la alucinación, entre el humor macabro y el análisis psicológico, Cuando vengan a por ti está llamada a convertirse en todo un acontecimiento literario.