E. SOLER

El centro especial de empleo (Norempleo), vinculado a la asociación de familiares de personas con enfermedad mental del Noroeste (AFEMNOR), ha puesto en marcha un centro de lavado en el municipio de Cehegín, donde tiene su sede.

Lavadero de coches en Cehegín

Norempleo nació hace cuatro años con el objetivo de formar y dar empleo a personas con algún tipo de discapacidad, priorizando la discapacidad por problemas de salud mental (en España el 80% del colectivo está en desempleo), y en la actualidad tiene varios nichos de trabajo, como son la limpieza de casas rurales, mantenimientos de exteriores, jardines y bajos comerciales. Aunque tiene algún contrato con ayuntamientos de la comarca, recalca que las administraciones públicas no están cumpliendo el tanto por ciento de empleo que por ley deben reservar para los centros especiales.

El nuevo centro de lavado, que da trabajo a seis empleados con discapacidad, está instalado al final de la Gran Vía del municipio de la comarca del Noroeste y cuanta con lavado a mano de vehículos y tapicerías.

La presidenta de Norempleo, Lola Moya, explica que «este proyecto surge a raíz de ver que las personas de AFEMNOR son muy capaces de tener un trabajo digno, por lo que teníamos que ofrecer esta posibilidad», recordando que en la Federación existen otros proyectos similares, como el de Molina de Segura.

Lola Moya incide en que se trata de un centro donde «principalmente contratamos a personas con discapacidad mental, donde caben todas las discapacidades».

Recordemos que en la comarca del Noroeste, Apcom cuenta con otro centro de empleo.

Mari Carmen Reinón e Isabel Rosa García, dos de las trabajadoras del centro, invitan a que toda la sociedad de la comarca pase a visitar las nuevas instalaciones.

Ambas usuarias explicaban cómo ha sido el proceso de formación, así como el trabajo de dar publicidad a este nuevo centro de empleo, «nos han ayudado todos los del centro a repartir la publicidad, -añadiendo que- también hemos aprendido un oficio de cómo usar todas las máquinas y cómo lavar los coches y las tapicerías».

Por su parte, el presidente de Afemnor, Martín García, ponía de manifestó que se trata de un paso más para la integración, «se trata de la última pata para la integración y rehabilitación, al final el trabajo es lo que más rehabilita», y sobre el proyecto resaltó que «todos estamos muy ilusionados con el lavadero, es una manera más de integrarse en la sociedad las personas con discapacidad mental».

Por último, la concejal de Servicios Sociales, Ana Plasencia, ha puesto en valor este tipo de actividades, «es un proyecto fundamental, ya que para el pueblo de Cehegín es muy importante tener un centro especial de empleo, con la inauguración de este centro de lavado aumentamos la oferta de empleo para las personas que tienen alguna discapacidad, estoy muy orgullosa de que en Cehegín se desarrollen este tipo de iniciativas».

El nuevo centro de lavado abrirá también los fines de semana.

Medioambiente

Un centro donde la preocupación por el medio ambiente ha sido prioritario tanto a la hora del uso de productos, como la instalación de un dispositivos como ha sido un separador de hidrocarburos que hace que toda el agua que va al foso, separe los restos de grasa, consiguiendo que a la red de saneamiento público solamente pase el agua limpia, lo más filtrada posible. Con los restos filtrados, será una empresa de tratamiento de residuos quien se encargue de llevárselo para su tratamiento posterior.