JAIME PARRA

Miguel López Abad (1970, La Algaida, Archena), presidente de Global París (tiene como razón de ser la reducción de residuos contaminantes de vehículos y aparatos electrónicos, reciclando sus componentes para contribuir a crear un mundo más sostenible) y presidente de la Cámara de Comercio de Murcia, integrada por 93.000 empresas, nos habla en esta entrevista sobre las empresas y la economía murciana, sus ideas para modernizar una Cámara ya centenaria y de su trayectoria como empresario.

¿Qué proyectos se marcó al llegar a la presidencia de la Cámara?

Sobre todo conocerla, ver en qué situación estaba, la situación era buena, estaba saneada, con recursos.

Goza de una salud económica bastante solvente, se hizo un ERE con la anterior presidencia; yo llevo año y medio y seguimos mejorando, tratamos de corregir el presupuesto, ya que estábamos en pérdidas, y mi propósito en los dos próximos años es dejar las cuentas estabilizadas.

Tenemos que hacer de la Cámara un órgano que sea útil para los empresarios y la Administración.

Hay que tener en cuenta que de los 45 municipios de la región, 39 son de la circunscripción de la Cámara de Murcia 4 de la cartagenera y dos de Lorca, tenemos más del 70% de la población murciana.

También queremos apostar por la formación de calidad, focalizada y dirigida al empresario.

E impulsar las misiones comerciales. A nuestra llegada hubo nueve, este año son 18 misiones y para el año que viene trataremos de superar la veintena. Todo esto junto al INFO.

¿Hablamos de una Cámara modernizada?

Es otro de nuestros frentes. Estamos digitalizando toda la Cámara. Hemos renovado nuestra página web, donde la información es más limpia, el acceso facilita la labor a los empresarios, pero no solo, también hay programas para desempleados, para ninis, para el pequeño comercio….

Hemos abierto dos oficinas de la Cámara de Comercio de Murcia a petición de los ayuntamientos en Molina de Segura y Yecla…

Miguel López Abad

Miguel López Abad

¿Podrían abrirse otras oficinas en las comarcas del Noroeste y RÍo Mula?

El interés lo tienen que demostrar los ayuntamientos. Todo depende del carácter exportador de la zona, como Yecla con el mueble. En el Noroeste está el calzado y el vino, así que si un Ayuntamiento lo demanda y provee los fondos no habrá ningún tipo de impedimento.

¿Se conoce los suficiente la Cámara?

No, es otro de nuestros objetivos. Tratamos de tener presencia, y creo que este año y medio hemos ganado bastante a nivel de conocimiento de la Cámara. Porque hay muchos recursos y programas que la Cámara puede ofrecer y se desconocen. Queremos poner en marcha un club cámara por el que la sociedad pueda beneficiarse de nuestras instalaciones como la de Murcia Aduana o las de la Cámara, donde hay un salón de actos.

¿Son las empresas murcianas competitivas?

Sí, por supuesto. El mejor empresario del mundo está en Murcia. Lo decía antes, cuando empecé a salir fuera de España, y LO digo ahora como presidente de la Cámara. A cualquier sitio que vaya hay un empresario murciano comprando, vendiendo, trayendo, llevando…

Con los hándicaps que existen, como las infraestructuras o el agua, hemos tenido que salir a buscarnos la vida y eso se nota.

Vista exterior planta de reciclaje de residuos de Cañada Hermosa

Vista exterior planta de reciclaje de residuos de Cañada Hermosa

¿Qué le piden los empresarios a la administración?

De todo. Que las respuestas sean rápidas. El tiempo del empresario no es el mismo que el de la administración y eso es un problema. Nos afecta de manera latente el problema logístico de infraestructuras; tenemos la ciudad de Murcia colapsada todas las mañanas, el tráfico de la A7 es infernal, el AVE no llega, con el Corredor Mediterráneo no llegarán dos vías, se va a quedar solo en una. El problema de infraestructuras nos afecta a grandes y pequeños empresarios.

Junto a la falta de infraestructuras, la escasez de agua. No olvidemos que somos la huerta de Europa y nos están estrangulando con el tema del agua.

En las noticias ya se habla de desaceleración económica, ¿cómo lo ven ustedes?

En el índice de confianza empresarial, que se hace cada tres meses y pulsamos las necesidades de los empresarios, ya se viene percibiendo una desaceleración. El empresario está siendo conservador y se nota a la hora de las inversiones o de la creación de puestos de trabajo. No hay que ser alarmistas pero sí estar muy bien preparados.

¿Afecta la situación política?

Muchísimo. Estamos con unos presupuestos prorrogados tres años. Es inconcebible. Tenemos en Murcia la catástrofe derivada de la gota fría. Y ahora el Mar Menor. Esos presupuestos no podían prever estos problemas.

Luego está la infrafinanciación de la Comunidad Autónoma. Junto con la Comunidad Valenciana somos la peor financiada de España. ¿Dónde está el dinero que nos falta?

¿Nos perjudicará más un Brexit sin acuerdo que a otras comunidades?

Nos va a afectar mucho, muchísimo. En cuanto al turismo y en cuanto a exportaciones; tenemos la mayor flota en frigorífico de toda Europa: el producto que hoy está en la mata en 72 horas está en el supermercado. Esto será imposible si hay que pasar la aduana en Murcia y al entrar al Reino Unido.

¿Cuáles son los retos principales para los próximos años para la empresa murciana?

La digitalización, el que no no lo esté en todos sus procesos (no se trata solo de tener una página web) se quedará atrás, no será competitivo.

Luego la formación del empresario, la capacidad de mejora continua. Y como ya comentábamos que los tiempos de la administración se acompasen con los de la empresa.

¿Qué objetivos se marca para Global París?

Siempre estar en una continua mejora, adoptando nuevas tecnologías que salen al mercado, seguir siendo punteros en las demandas del mercado.

En 2018 fueron premiados por el FROET. ¿Qué suponen para ustedes los premios?

Suponen un aliciente. Te motivan, te alientan y a la vez te hacen ser aún más exigente. De alguna manera te obligan a seguir creciendo y haciéndolo bien.

Ustedes además tratan de de ayudar a la sociedad murciana.

Como empresa con valores crsitianos, creemos que tenemos que ayudar a la sociedad no solo creando puestos de trabajo, creando riqueza. Asociaciones como Cáritas, como Manos Unidas llegan de verdad a los más necesitados. Tenemos que ser profesionales exigentes en nuestro trabajo pero también personas que se preocupan por sus semejantes.

Una preocupación también por la felicidad de sus empleados.

Nuestra máxima es que un trabajador contento, realizado, rinde más. Si lo tomas por el lado humano, es bueno que haya una flexibilidad de horarios, premios al empleado del mes, facilidades cuando una trabajadora a dado a luz… si lo tomas por el lado productivo es aún mejor.

Un consejo para alguien que quiera iniciarse en los negocios.

El empresario estoy convencido de que nace. Pero si estás seguro de que has nacido para empresario fórmate. Ser empresario es una aventura fascinante pero no siempre es grata.

Desguaces París en Caravaca

Desguaces París en Caravaca

Recientemente han abierto un desguace en Caravaca, ¿hay posibilidades de desarrollo empresarial en esta zona?

Se pueden hacer muchas cosas, sobre todo en el tema del turismo, el rural que está en aüge, el enológico, el religioso en torno a Caravaca… Hay que dejarse de políticas y centrarse en los problemas. Como presidente de la Cámara transmito que nosotros podemos ayudarles a tramitar proyectos, a darle forma a sus ideas.