-¿Por qué debería reeditar el pueblo de Bullas y La Copa su confianza en usted?

Hay muchas razones para seguir sirviendo a los vecinos de Bullas y La Copa.

En primer lugar, porqu hemos recuperado la confianza, con respecto al Ayuntamiento, por parte de los vecinos, entidades financieras, asociaciones, proveedores, comerciantes, instituciones, colectivos de toda índole. Nos valoran como personas que de manera seria y responsable gestionan intereses públicos.

En segundo lugar, hemos pagado todas las púas que heredamos de la anterior coalición PSOE e IU. Son más de 6.000.000 millones de euros que hemos abonado a los proveedores, comerciantes y empresarios, lo cual ha tenido, entre otros, varios efectos, a saber: de una parte ha dinamizado la economía local y de otro lado, ha contenido la destrucción de empleo en nuestro municipio.

En tercer lugar, hemos solucionado el desastre de gestión en las sociedades municipales. Ambas estaban embargadas por la seguridad social y por la hacienda pública por un importe de más de 255.000 euros ( más de cuarenta millones de las antiguas pesetas). En este terreno, existían facturas sin pagar, salarios sin abonar a los trabajadores, diecisiete líneas telefónicas, tarjeta Black, etc…. Entre unos conceptos y otros nos acercábamos al millón de euros de deuda. Se procedió, de una lado, a cerrar y liquidar la sociedad municipal marimingo y, de otro, la sociedad Bullas Turística, está arrojando beneficios estos tres últimos años bajo nuestra dirección. En definitiva, ahora funcionan y se consiguen beneficios y antes eran una ruina total, todo ello sin entrar en detalles que podrían sonrojar a cualquier persona de bien.

En cuarto lugar, hemos apostado por las políticas sociales como forma de apoyar a las personas que lo están pasando verdaderamente mal. En este sentido, hemos concedido más de 207.000 euros en ayudas de urgente necesidad, más de 53.000 euros para adquisición de material escolar, 20.000 para ayudar a cáritas y también para bonificar la teleasistencia.

En quinto lugar, hemos impulsado las políticas de empleo. En este, terreno son dos los planes de empleo que se han puesto en marcha por parte de este grupo de gobierno. El plan de empleo de año 2014 que nos permitió contratar a 48 personas y el actual empleo con 40 trabajadores contratados en este momento.

Hay un dato que conviene remarcar en materia de empleo y es que de febrero de 2013 a 30 de abril de 2015 hay casi 600 personas que se han incorporado al mercado de trabajo.

Según datos de la Consejería de Empleo Bullas es el segundo municipio de la Región de Murcia en creación de empleo. Por lo que respecta a las altas en la seguridad social el dato es francamente positivo.

En sexto lugar, sin disponer de recursos económicos hemos seguido ejecutando obras e inversiones en nuestro municipio. En esta dirección, hemos ejecutado obras que se tenían que haber materializado por el anterior grupo de gobierno, eso si, sin un euro puesto que no sabemos en qué se lo gastaron. La Plaza Villa de Bullas, la Avenida de la Libertad, la Urbanización el Prado, Calle Raimundo Muñoz, aceras del Borrego, aceras del Flipper, Callejón del Lobo, Calle Democracia, Calle Rocío, Calle Pértigos., el colector Calle Castilla León, etc….

En séptimo lugar, le hemos dado un vuelco radical a la política turística pasando, por ejemplo y sin computar otros eventos, de casi 1.500 visitantes en el año 2011 a más de 13.000 visitantes en el marco de la ruta del vino. Se ha dinamizado el mundo del enoturismo con la implantación de las fiestas del vino entre febrero y marzo.

En octavo lugar, se han renegociado muchos contratos para que el Ayuntamiento pagara menos. Por ejemplo , el contrato de la piscina se pagaba un de canon 240.000 euros y ahora se paga un canon de 80.000 euros. Lo mismo ha ocurrido con los demás servicios públicos y de esta forma se han podido mantener.

Se han mejorado las infraestructuras deportivas de nuestro municipio, aún a pesar de la escasez de dinero. En esta línea, baste recordar el nuevo campo de césped artificial y obras complementarias en el mismo, pabellón Juan Valera, etc. Quiero poner de relieve el gran trabajo de las asociaciones de carácter deportivo, que han hecho un trabajo excepcional en materia de deportes.

En noveno lugar, se ha conseguido una inversión muy relevante con un impacto muy satisfactorio, desde el punto de vista económico, social y medio ambiental, como es la construcción de una depuradora de última generación en Bullas. De otro lado, se han asfaltado caminos rurales por importe de casi 90.000 euros.

En noveno lugar, esta legislatura hemos puesto en valor elementos culturales y turísticos claves para el futuro, como es el yacimiento arqueológico los cantos, ampliación del museo del vino, terminación de la Casa Museo Pepe Marsilla y la instauración de una exposición arqueológica permanente en la referida casa museo.

En décimo lugar, se han mejorado las infraestructuras educativas. Está en fase de licitación la primera fase para cubrir la pista polideportiva del colegio Obispos García Ródenas.

Y así podríamos seguir con un rosario de actuaciones que justifican la petición de confianza a los Bulleros y Coperos.

-¿Cuáles son los cinco puntos estrella de su programa electoral?

Los programas han de ser flexibles y dinámicos. Pero deseamos someter a debate la construcción de un nuevo colegio, bonificaciones del IBI y plusvalías a familias numerosas, incentivos fiscales a empresas, remodelación de la zona deportiva de la rafa, centro cultural en La Copa, culminar ampliación centro de salud y terminar la pista polideportiva Obispos García Ródenas, etc…

-Desde la oposición se le recuerda que prometió 800 puestos de trabajo antes de las elecciones, ¿se arrepiente de esa afirmación? ¿qué ha hecho el Gobierno popular en materia de empleo?

Desde febrero de 2013 a 30 de abril de 2015 son casi 600 personas mas trabajando en Bullas. A día de hoy somos el segundo municipio que mas empleo genera de la Región de Murcia. El plan de pago a proveedores ha permitido que no se destruya mas empleo en Bullas y hemos puesto en marcha dos planes de empleo local con los que hemos podido contratar a 88 personas. Queda mucho por hacer pero el balance es bastante decente teniendo en cuenta el panorama que nos encontramos. Entre 2007 a 2009 el paro se incrementó en Bullas en un 300%, pasando de 400 parados a 1.500 parados. Gobernaba una coalición PSOE e IU. Con el PP se genera empleo y con el PSOE e IU se destruye empleo.

¿Qué se ha hecho en esta legislatura para potenciar tanto el mundo del vino como el sector turístico?

Deseo recordar que cuando tomamos posesión estaban a punto de expulsarnos de las asociación de ciudades del vino y de la ruta del vino porque no se pagaban las cuotas. Un panorama sencillamente desolador. Cuatro años después hemos invertido la situación y las cifras en esta materia han cambiado de manera espectacular. En este sentido, y como he señalado, en el año 2011 visitaron Bullas no mas de 1.500 visitantes y el año 2014 han sigo 13.003 visitantes en el marco de la ruta del vino. El impulso, sin duda, se ha producido por la implantación de las fiestas del vino los meses de febrero y marzo. Este año nos van a visitar 10.000 Austriacos como consecuencia de un acuerdo firmado entre el Ayuntamiento y una operadora turística. El cambio en esta materia ha sido cualitativo y cuantitavo.

-En cuanto a infraestructuras, ¿qué se ha construido o adecentado en estos cuatro años?

Colector Calle Castilla León, aceras del Flipper, aceras del Borrego, Calle Raimundo Muñoz, Callejón del Lobo, aceras Calle Rocío, aceras Calle Democracia, saneamiento Calle Pértigos, arreglo Plaza Villa de Bullas, arreglo Plaza Juan Pablo II en La Copa, rotonda de La Copa, Consultorio de La Copa, área medioambiental los cantos, instalación de una caldera de biomasa en la piscina, arreglo parque de La Cruz, carretera Fuente Mula, en fase de ejecución Avenida de la Libertad, adjudicada las obras de la Urbanización El Prado, etc…

-¿Qué tipo de oposición ha practicado el resto de partidos durante la pasada legislatura?

Nada que resaltar en este punto. Ha sido una legislatura en el que ha habido, en los plenos, un alto grado de consenso.