PSOE CARAVACA

El ruego presentado durante el pleno ordinario del pasado 30 de septiembre por el grupo municipal socialista de Caravaca sobre la UNED, Universidad a distancia, ha puesto en descubierto una situación irregular que ha conseguido subsanarse gracias al interés mostrado por este grupo, abriendo nuevamente las puertas de dicha universidad restituyendo el servicio a sus usuarios.

Tras observar que la sede permanecía cerrada durante las últimas semanas por motivos internos de la propia universidad y siendo inminente el comienzo del curso académico, desde el PSOE de Caravaca exigimos al gobierno de nuestro ayuntamiento que tomara medidas al respecto, obteniendo como respuesta una salida por la tangente para justificar la falta de interés ante la circunstancia, alegando que no había llegado ninguna queja por este asunto o que, simplemente, se puede hacer de forma telemática.

En primer lugar, señores, haciendo uso del sentido común y de la responsabilidad como servidores públicos, no debemos esperar a recibir dichas “quejas” para tomar cartas en el asunto y ofrecer soluciones y propuestas cuando se ha llegado al callejón sin salida, no podemos quedarnos sentados para enmendar una situación cuando nos llueven las demandas de los vecinos. La base de una buena gestión es adelantarse a los inconvenientes que, en este caso, se pueden derivar de tener una institución tan necesaria e importante cerrada, a saber, no solamente ofrecer los servicios de matrícula y tramitación de becas del Ministerio de Educación, sino que, además, la UNED ofrece clases presenciales para quienes cursan estudios de acceso a la universidad, idiomas, uso de sala de informática, entre tantos otros.

Por otro lado, si bien es cierto que la UNED permite realizar un trámite de matrícula a través de internet, creemos que la cercanía y el trato personal a la hora de realizar un importante servicio como es la elección de estudios superiores y el despejar dudas de primera mano deberían ser prioridad para el área de educación de cualquier ayuntamiento. ¡Qué tiempos estos en los que hay que defender lo evidente!

Pues bien, es de agradecer que, pocos días después de presentada nuestra propuesta, se hayan iniciado los servicios de forma regular en la Universidad a Distancia y aceptando la sugerencia manifestada de suplir las labores de secretaría con personal del ayuntamiento y que el alcalde de Caravaca se haya reunido personalmente con María Luisa Martínez, directora del Centro Asociado de la Universidad de Educación a Distancia en Cartagena.

Aún a día de hoy queda un asunto pendiente, una falsa acusación en el aire, expuesta por el Grupo del Partido Popular en el pasado pleno hacia la anterior corporación del ayuntamiento de Caravaca de la Cruz acerca de tener una “deuda” con la UNED de 12.000€, sin presentar ninguna prueba, quizá como forma de justificar que la sede permanecería cerrada al 30 de septiembre pasado. Eso nunca lo sabremos, porque, como fin de fiesta puede estar bien, se puede uno cubrir de gloria soltando tal proyectil a sabiendas de no tener réplica ni opción a ser desmentido en asamblea pública por turno de palabra, pero repito, aún estamos a la espera del documento que compruebe dicha falacia.

Esta falsa acusación ha sido, incluso, desmentida por técnicos del propio ayuntamiento, que no entienden de qué manga pudieron haber sacado dicha desacreditación, dejando al descubierto la ignorancia ante temas que atañen de forma sensible a la buena organización de las prestaciones de servicios tan necesarios para nuestros ciudadanos. Quizá no se trate de política, quizá no se trate de esperar a verlas venir, sino de estar atentos y aceptar, al menos por una vez, que las buenas propuestas siempre serán dignas de escucha, vengan de quienes vengan.