MICAELA FERNÁNDEZ

La Residencia de Mayores Club de Campos está situada en el municipio de Campos del Río. Actualmente cuenta con 90 residentes y un equipo de trabajo para su cuidado formado por auxiliares de enfermería, enfermeras, fisioterapeuta, animadora social, trabajadora social, recepcionistas, personal de administración, limpiadoras , personal de mantenimiento y cocineras.

Un gran equipo muy implicado en la atención de nuestros residentes. Desde el inicio de la crisis sanitaria, y con el inconveniente añadido de cerrar las residencias a toda persona ajena a la misma, han visto reforzados los lazos que forman esta gran familia.

Se celebró la Semana Santa en la Residencia de Mayores Club de Campos

Se celebró la Semana Santa en la Residencia de Mayores Club de Campos

¿Cómo están viviendo la situación de crisis sanitaria actual?

Intentando proteger al máximo a nuestros residentes y a nuestro personal, al tiempo que facilitar la comunicación entre familias y residentes.

¿En algún momento pensaron en que podría sucederse un escenario como el actual?

No , al igual que el resto de la población nunca lo imaginamos.

¿Cómo han visto modificado su trabajo habitual a raíz de la crisis?

Hemos llevado a cabo una gran reorganización (y en un tiempo record) desde los turnos de trabajo del personal de atención directa, la manera de protegernos nosotros para proteger a nuestros residentes, por ejemplo el uso de equipos de protección y medidas de seguridad, en crear zonas de aislamiento y elaborar protocolos adecuados a la nueva situación.

Usuaria de la Residencia de Mayores Club de Campos

Usuaria de la Residencia de Mayores Club de Campos

¿Han precisado de algún tipo de refuerzo específico para atender a los mayores?

El equipo sigue siendo el mismo, solamente se ha reforzado en el aumento de los equipos de protección individual.

¿Cómo se comunicó a los residentes lo que estaba sucediendo en el exterior?

Se les reunió en pequeños grupos y se les comunicó de forma sencilla, contestando a todas sus inquietudes, transmitiéndoles tranquilidad y explicándoles que todas las medidas adoptadas iban encaminadas a su protección.

¿Cómo se están manteniendo las atenciones sanitarias específicas de los mayores? (tanto visitas médicas, enfermería, fisioterapia, ocio…)

La atención sigue siendo una atención continuada sin excepción, sólo se han modificado las actividades grupales, las cuales se hacen de forma individual en sus habitaciones o guardando medida de seguridad de dos metros.

¿Cómo están siendo los protocolos de seguridad tanto en las instalaciones del centro como de los profesionales de atención a los mayores?

Son protocolos elaborados siguiendo las directrices del Ministerio de Sanidad y del Instituto Murciano de Acción Social.

¿Cómo está siendo la comunicación con familiares y tutores de los mayores?, ¿qué preocupaciones les transmiten?

La comunicación sigue siendo fluida como siempre ha sido. Diariamente se les pasa a través de un mensaje la situación actual de la residencia. Las familias por su parte, nos transmiten su preocupación por no poder visitarlos.

¿Han podido los mayores hablar con sus familias vía videollamada o telefónicamente?

Por supuesto que sí, se hacen videoconferencias casi a diario. Además de las llamadas a profesionales para interesarse por asuntos médicos o de cualquier otra índole. También, a menudo, se les manda fotografías y videos a sus familiares. El contacto es continúo.

¿Cómo está siendo la reacción de los mayores ante este virus?, ¿son conscientes realmente de la peligrosidad de la situación?

La mayoría son conscientes, y cumplen a rajatabla los protocolos establecidos para protegerse.

Residencia de Mayores Club de Campos

Residencia de Mayores Club de Campos

¿Han tenido que modificar las actividades que habitualmente realizan en el centro o han podido mantener los calendarios previstos?

Evidentemente, las actividades en grupo se han tenido que suspender, pero se han adaptado las actividades de ocio realizándose a nivel individual.

El municipio de Campos del Río mantiene una estrecha relación con la residencia, ¿cómo está siendo la coordinación entre el Ayuntamiento y la residencia Club de Campos?

Desde el inicio de la pandemia el Ayuntamiento ha mostrado un interés continúo tanto por los trabajadores como por los usuarios del centro, ofreciéndonos su colaboración para cualquier necesidad que pudiésemos presentar. Así mismo, nos ha enviado equipos de desinfección y de protección.

¿Y con la Comunidad Autónoma?

Igualmente existe la comunicación, a diario se les pasan todos los datos solicitados en los protocolos establecidos.

Desde Club de Campos siempre intentáis acercar las fiestas y tradiciones a los mayores con actividades y representaciones, ¿cómo ha sido la Semana Santa de este y otras conmemoraciones?

Debido a las circunstancias, este año nuestra procesión ha sido muy emotiva y especial. Nos ha servido para poder olvidar un poquito esta situación y disfrutar de esta festividad tan importante para nosotros. El resto de las conmemoraciones se realizan en colaboración con las familias, que aunque no puedan estar presentes físicamente, sí lo están apoyando y participando de manera conjunta las actividades

Esta semana, además, habéis rendido un homenaje a las fuerzas de seguridad y protección del municipio, ¿cómo fue ese homenaje?

Consistió en leer una carta que los usuarios, junto con las trabajadoras, realizaron para agradecerles su labor. Se les hizo entrega de varios regalos elaborados en nuestras instalaciones.

¿Cómo va a cambiar el trabajo en las residencias de mayores cuando la situación vuelva a la normalidad?, ¿habrá que adoptar nuevas medidas?

Está claro que sí, las medidas de seguridad e higiene deberán mantenerse y tenemos que acostumbrarnos a seguir manteniendo esa “distancia social”, que en nuestro sector es muy difícil por el tipo de cuidados que precisan los residentes. Siempre las medidas a adoptar seguirán las indicaciones de la Consejería de Sanidad y del Servicio Murciano de Acción Social.

Esta pandemia, ¿nos va a hacer cambiar?

Sí, a nivel de residencias esperemos que sirva para que se tome conciencia de lo importante y vulnerable que es nuestro sector, un sector que a veces es invisible.

Tenemos mucho trabajo por hacer, tenemos que seguir trabajando por un modelo de atención centrado en la persona y que a la vez se tengan los cuidados especializados que se requieran para que puedan seguir su vida con significado, sentido y con dignidad.