JAIME PARRA

“A Stand Up Academy Barcelona vamos una vez por semana un par de horas, pero claro tenemos un trabajo previo que hacer para ir a clase. Gabriel Córdoba, el profesor, nos da herramientas y recursos de guión y de puesta en escena, y a partir de ahí nosotros empezamos a escribir. Raquel Hervás, que comenzó a prepararse como cómica en octubre del año pasado, habla de sus primeros pasos en este mundo: “Todas las semanas repasamos texto con él y nos va diciendo los fallos que vamos teniendo y nos va guiando para darle forma. Y con el feedbaack vas puliendo, corrigiendo hasta que empiezas a hacer pases para actuar y dejar el monólogo preparado.


¿Cómo fue tu primera vez ante el público?
Pues no fue hace mucho la verdad, a finales de enero en un teatro del barrio de Gracia precioso. No me han pasado grandes cosas en mi vida, y esta la recuerdo como de las experiencias más flipantes. Tuve la suerte que vinieron amigos míos a verme (¡incluso del pueblo!) y la verdad eso ayudó a calmar un poco los nervios, porque desde luego no había pocos (para que te hagas una idea cuando te examinas del coche por el pueblo y el examinador te tira para hacer la olivera y se te cala 4 veces al salir). Además, al igual que yo, mis compañeros del curso se «bautizaban» esa noche también, así que los nervios y las sensaciones eran compartidas. Fue una cosa muy chula, porque Gabriel Córdoba (nuestro profesor) se lo curró mucho para que la primera vez que actuáramos fuera muy especial.
¿Cómo te sientes en el escenario?
La verdad es que no me he subido tantas veces como para tener una idea clara de que sentir, pero siempre el denominador común es nervios y sensación de que no me acuerdo del texto, que luego cuando sueltas el primer chiste y ves que entra y la gente se ríe te tranquiliza y lo disfruto un montón.
¿Cuánto tardas en preparar un monólogo?
Yo el mío tarde tres meses más o menos, desde que empecé la academia hasta que me bauticé, pero piensa que son 10 -12 minutos de monólogo… Que es lo que hace Buenafuente todos los días en su programa. Es decir, que la experiencia aquí es clave, y yo de momento no tengo mucha pero voy haciendo a mi ritmo, total esto es para pasárselo bien y disfrutar.
¿Hay lugar para la improvisación en tus monólogos?
NO, jajajajaja. Una de las cosas que a mí me da seguridad a la hora de actuar es saber que me sé el texto. Improvisar es una cosa MUY DIFÍCIL, y que, desde luego, yo no estoy preparada para hacer, si ya muchas veces parece que me pierdo cuando la gente se ríe y me río yo también, imagínate improvisar… ya te digo, hay que tener experiencia y muchas tablas y yo de momento estoy empezando
¿Hay temas sobre los que no se pueda hacer comedia?
Los límites del humor sustentan hoy en día uno de los temas más controvertidos y debatidos en el mundo de la comedia. Es complicado, para mí, tener una opinión clara sobre esto ya que acabo de empezar y es un tema que crea mucha controversia al respecto. Gabriel Córdoba, en clase, nos dice que el humor es una cosa muy personal y depende de muchos factores, como la sensibilidad de la propia persona, educación, cultura… Es un tema peliagudo y que en un futuro me gustaría tener una opinión más solida al respecto.
¿Cuáles son tus temas favoritos?
Ahora mismo a la hora de escribir tiro mucho de lo personal; ser de Caravaca, vivir en Barcelona, relaciones o cuando viví en Dublín. Pero imagino que esto es como todo e irá evolucionando poco a poco. Me gustaría mucho poder llegar a escribir cosas que te hagan reír mucho pero a la misma vez te haga pensar y reflexionar.
¿Algún tipo de humor que no te guste?
Personalmente, yo soy una persona que se ríe con casi todo. El humor negro quizás provoque más en mí ¡UATLA! que una carcajada, pero también reconozco que hay chistes de humor negro que me han hecho reír mucho y no por ello estoy de acuerdo con lo que se dice.
¿En qué humoristas te fija?
Ufff imposible quedarse con uno, por ejemplo Joaquín Reyes, Ernesto Sevilla o Goyo Jimenez, son los auténticos CRACKS manchegos. Berto para mi es brillante y luego está David Broncano, que me quiero casar con él, jajajaja es broma (no). Y, cómo no, hay mujeres cómicas que me encantan: Eva Cabezas y Patricia Sornosa por ejemplo. Y luego la comedia en inglés es lo más también, y por ejemplo Louis CK o Amy Schumer son muy grandes.
¿Podremos verte pronto en Murcia?
Dios te oiga y OJALÁ, que no será por ganas.