Hace ya un año de la presentación, por parte de la Sociedad de Estudios Historiológicos y Etnográficos, en Yéchar, del proyecto de puesta en valor del Abrigo de Justo.

Arte rupestre en el Abrigo de Justo en Yéchar

Se trata de un nuevo recurso turístico, educativo, de ocio, cultural, en medio de la naturaleza, ubicado en la localidad de Yéchar que ha contado con una ayuda de 7.556 euros procedentes de fondos Leader, dichos fondos son gestionados por el Grupo de Acción Local Integral.

Se han puesto en valor de una veintena de figuras de arte rupestre descriptivo descubiertas en el Abrigo de Justo (pequeña cavidad de difícil acceso situada en una pared vertical de la sierra del Cejo Cortado), mediante su promoción y difusión a través de un cuadernillo descriptivo, un video informativo, y la organización de tres visitas guiadas a la cavidad y una jornada de divulgación.

Los objetivos del proyecto han sido los siguientes:

– Dar a conocer un importante recurso del patrimonio cultural del territorio.

– Facilitar temporalmente el acceso a las pinturas con fines científicos, culturales o turísticos.

– Difundir y promocionar las pinturas a través de distintos medios y materiales para 
convertirlas en una seña de identidad local.

El abrigo de Justo, enclavado en una pared vertical a 60 metros de altura, alberga tres paneles de pinturas rupestres descubiertas en enero de 2016 y catalogadas en abril del mismo año como Bien de Interés Cultural (BIC), que pertenecen ya al conjunto de Arte Rupestre Levantino, Patrimonio de la Humanidad de la UNESCO.

El abrigo se encuentra en la Sierra del Cejo Cortado, enclave montañoso enmarcado en Zona D (núcleos rurales de menos de 1000 habitantes en zonas montañosas). La entidad rural cercana más importante sería Yéchar, con 409 habitantes.

El acceso a la cavidad se realiza desde la parte superior de la sierra mediante técnicas de rápel, requiriendo para ello el uso de cuerdas y la utilización de equipos individuales de protección y de progresión vertical. También la estancia en la propia cueva exige el uso de dichos equipos debido a la inclinación y el estado del suelo, con zonas deterioradas debido a la humedad que pueden provocar caídas peligrosas. Para garantizar la seguridad en el acceso y estancia en la cavidad, todas las visitas realizadas durante el desarrollo del proyecto han estado dirigida por dos o tres técnicos deportivos en Espeleología.

Este proyecto ha girado en torno a tres fases de actuaciones bien diferenciadas:

• 1a. Fase: Instalación del acceso, documentación técnica y publicación de cuaderno digital de la Cavidad.

• 2a. Fase: Edición y montaje de un vídeo documental sobre el Abrigo de Justo

• 3a. Fase: 3 visitas guiadas al Abrigo y Jornada de presentación de los resultados del 
proyecto.

La conjunción de actividades previstas y la complejidad de accesos, sorteada estratégicamente en el diseño de este proyecto, lo convirtió en un proyecto innovador a nivel del territorio Integral, pues nunca antes se había combinado la Arqueología, el Medio Natural y el Turismo Activo a través de la espeleología, en unas actividades únicas que permitieron el acceso por primera vez al abrigo de Justo a expertos arqueólogos, espeleólogos, interesados por la cultura, etc.