GRUPO MUNICIPAL POPULAR CARAVACA

El informe de morosidad del Ayuntamiento de Caravaca correspondiente al tercer trimestre del año 2017 vuelve a arrojar un nuevo aumento de 17 días en el plazo medio de pago a proveedores, situándose en 308 días. Desde el segundo trimestre del año 2015, cuando el PSOE llegó al Ayuntamiento, este periodo se ha triplicado, pasando de 117 días a los 308 actuales, es decir, casi un año tarda un cobrar un proveedor.

El Grupo Popular muestra su preocupación con la situación del área de Hacienda en el Ayuntamiento de Caravaca y pide que se haga un informe riguroso del funcionamiento de la recaudación, ya que se denunció de forma arbitraria el convenio con la Agencia Regional de Recaudación y se necesita saber cuál es el proyecto económico de este equipo de Gobierno, pues hay que recordar que al inicio de la legislatura intentaron ceder Hacienda a Izquierda Unida.

Desde el Grupo Popular se considera que al aumento de la morosidad es consecuencia de no tener diseñada una política financiera y de no tomar decisiones ni medidas, además de errores como el desfase de más de 2 millones de euros en el presupuesto del año 2016 (ocultado a la oposición durante más de seis meses), el no sacar adelante el presupuesto municipal 2017, el presentar la liquidación de la cuenta general 2015 un año después o de que aún no se haya presentado la del año 2016, habiendo sido requerido el Ayuntamiento por el Tribunal de Cuentas por este motivo.