CARM

La Comunidad ha destinado 190.000 euros para eliminar las barreras arquitectónicas y hacer los municipios de la Región más accesibles. Alhama de Murcia, Las Torres de Cotillas, Bullas, Los Alcázares, Lorquí, Alcantarilla, San Javier y Blanca han sido los ocho ayuntamientos beneficiados de la segunda convocatoria de ayudas a la accesibilidad, que emplearán para realizar itinerarios peatonales accesibles y adecuar el mobiliario urbano en sus calles y plazas.

El director general de Territorio y Arquitectura, Jaime Pérez Zulueta, destacó que esta línea de ayudas regionales “pretende mejorar los entornos urbanos y así favorecer la vida independiente de las personas con discapacidad”, y agregó que “la finalidad es que los espacios públicos de los municipios sirvan a todas las personas y se puedan utilizar de forma no discriminatoria, autónoma y segura”.

Estas ayudas financiarán la adecuación de elementos de urbanización como pavimentos, vados peatonales, rampas, rejillas, alcorques y de jardinería, entre otros. También será objeto de subvención la eliminación o cambio de ubicación de pequeños obstáculos (bancos, fuentes, papeleras, barandillas, vallas, zócalos, bolardos, elementos de señalización e iluminación) instalados en las áreas de uso peatonal para que sean accesibles a todas las personas.

Proyectos

El Ayuntamiento de Alhama de Murcia mejorará los itinerarios peatonales, haciéndolos totalmente accesibles, para llegar al parque municipal de La Cubana desde la Avenida de la Constitución y a la zona de juegos infantiles donde también se instalarán juegos inclusivos.

El Consistorio de Las Torres de Cotillas acometerá actuaciones encaminadas a mejorar la accesibilidad en la Avenida Reyes Católicos y en el entorno del Parque de la Constitución. Por su parte, el municipio de Bullas eliminará obstáculos, adecuará paso de peatones, vados y pavimentos táctiles en Avenida Luis de los Reyes, entre Gran Vía López Carreño hasta la calle México.

La inversión en Los Alcázares servirá para adecuar itinerarios peatonales accesibles, vados peatonales, pavimentos táctiles, plazas de aparcamiento reservadas, y trasplante y renovación de arbolado en la calle Reina Sofía y en el acceso al Colegio Al-Kazar.

El Ayuntamiento de Lorquí mejorará la accesibilidad de la Calle del Horno, una calle peatonal situada en el centro urbano de la localidad. Alcantarilla, por su parte, utilizará la subvención autonómica en mejorar los itinerarios peatonales accesibles de la Calle Mayor y un tramo entre las calles Camino de la Piedra y Cartagena.

San Javier adecuará itinerarios peatonales accesibles en la Avenida Academia General del Aire, entre el tramo de la Avenida del Mediterráneo y la calle Ciudad Real.

Por último, el Consistorio de Blanca suprimirá barreras arquitectónicas en el tramo de la Calle Doctor Marañón, desde la Plaza de las Esteras hasta la calle Gran Vía. Contempla transformar la calle actualmente conformada por dos aceras peatonales estrechas y un carril central asfaltado, convirtiéndola en una plataforma única de uso mixto para eliminar escalones y desniveles, adecuando pasos de peatones, vados y pavimentos táctiles.