CARM

El Museo Arqueológico de Murcia (MAM) celebrará su décimo aniversario con una exposición especial, seminarios, jornadas, conciertos y talleres que se prolongarán a lo largo de este 2017. Asimismo, el museo de la Consejería de Cultura y Portavocía inaugurará una nueva sala sobre ‘Arqueología de la muerte’ y abrirá también el ‘Almacén visitable del MAM’.

La principal actividad prevista es la exposición ‘Diez años del nuevo MAM’, que se inaugurará tras el verano y que, según explicó la consejera de Cultura y portavoz del Gobierno regional, Noelia Arroyo, “recogerá los hitos más significativos de estos primeros diez años de vida del museo, se recordarán las exposiciones más importantes y se mostrará al público cómo ha evolucionado el centro, cómo se ha adaptado a las nuevas tecnologías y se ha potenciado su papel didáctico entre los escolares”.

En los 200 metros cuadrados de la sala de exposiciones temporales se exhibirán las piezas más significativas que han sido incorporadas a las colecciones del MAM durante esta década, además de otras, las más destacadas, que han sido cedidas y que han formado parte de las diferentes exposiciones que se han celebrado.

La exposición “pondrá el foco en los departamentos que integran el museo y las actividades más desconocidas para el público, como las salas de restauración, los proyectos de investigación, las adquisiciones por depósitos arqueológicos y decomisos judiciales, así como la catalogación de fondos y los trabajos bibliográficos”, añadió Arroyo. La muestra se complementará con talleres infantiles y las jornadas ‘Diez años de museología en la Región’.

Además de esta exposición, la consejera avanzó que “a finales de año se actualizará y reinaugurará la exposición permanente del museo, integrada por unas 2.500 piezas, y se abrirán nuevas salas como la de ‘Arqueología de la muerte’, que mostrará cómo se abordaba la muerte y cómo eran los enterramientos en las culturas argárica, ibérica y romana, y la de ‘El comercio en la antigüedad a través de las colecciones numismáticas’”.

Asimismo, explicó que “se abrirá en mayo el ‘Almacén visitable del MAM’, unas nuevas galerías en las que se expondrá gran parte de las casi 5.600 piezas que en la actualidad se custodian en el almacén central de MAM y que, en realidad, son solo una pequeña parte de los fondos arqueológicos de la Comunidad, integrados por millones de piezas”.

Otras exposiciones y seminarios

Las actividades del décimo aniversario del MAM comenzarán la próxima semana, el 9 de febrero, con el seminario ‘Almacenes visitables y prevención de riesgos sísmicos’, en el que participarán especialistas de centros nacionales que aportarán su experiencia en la reconversión de estos espacios.

Asimismo, los responsables del Museo Arqueológico Municipal de Lorca hablarán de las medidas sismorresistentes que han implantado tras los terremotos de 2011 como un ejemplo de buenas prácticas. Sobre este seminario, destinado a estudiantes de Historia e Historia del Arte, Arqueología o Patrimonio, así como a arqueólogos, arquitectos y otros profesionales interesados, se puede solicitar más información en el teléfono 968 234 602.

Ya en marzo se inaugurará la exposición ‘La seda’ y se celebrarán los seminarios ‘Historia de la seda’ y ‘Colecciones numismáticas de época moderna en el MAM’. En mayo se realizará el curso práctico ‘Materiales arqueológicos en los almacenes del MAM’ y, al mes siguiente, se inaugurará la siguiente exposición temporal, titulada ‘Arte rupestre en Moratalla’.

Respecto a los talleres infantiles de fin de semana, cada mes se harán actividades de temática diferente. En febrero será el ‘Taller del fuego’ el que centrará las actividades dirigidas a los más pequeños y le seguirán otros sobre la seda, la cerámica, el esparto y las joyas, además de talleres de recreación histórica (mayo) y de realidad virtual (noviembre). Para obtener más información sobre los talleres se puede contactar con el museo llamando al 968 234 602.

La consejera de Cultura explicó que esta programación especial y la exposición que se prepara “servirán de punto de inflexión para el propio museo, para seguir abordando nuevos restos desde este espacio ya consolidado en la Región que, año tras año, sigue aumentando el número de visitantes, como demuestra el incremento de más de 70 por ciento de asistentes registrado en los últimos cinco años y el cercano al 10 por ciento con el que se cerró 2016”.