AYUNTAMIENTO DE CARAVACA

El pistacho es una de las plantaciones experimentales que se cultivan en el Centro de Demostración Agraria ‘Las Nogueras de Arriba’ y que están mostrando, con buenos resultados de producción, su adaptación a las condiciones climatológicas de la Comarca del Noroeste.


El consejero de Agua, Agricultura, Ganadería y Pesca de la Comunidad Autónoma, Miguel Ángel del Amor, y el concejal de Agricultura, Ganadería y Medio Ambiente del Ayuntamiento de Caravaca de la Cruz, Enrique Fuentes, han visitado esta finca, que cuenta con 14 parcelas experimentales y está situada en la pedanía de Los Prados.

La finca caravaqueña ‘Las Nogueras’ está gestionada por la Oficina Comarcal Agraria del Noroeste y es uno de los cinco centros de demostración y transferencia tecnológica que la Consejería de Agua, Agricultura y Medio Ambiente tiene en la Región. Este espacio cuenta con más de quince hectáreas.

Enrique Fuentes ha destacado la importancia que tiene la investigación aplicada a la actividad agraria, tanto con cultivos tradicionales como con nuevas especies, en zonas geográficas como es el municipio de Caravaca de la Cruz, donde las limitaciones climatológicas hacen que la rentabilidad de los cultivos sea en ocasiones menor que en otros lugares.

Los resultados de las investigaciones realizadas con diferentes variedades indican que con la mitad de las dotaciones de riego requeridas por otros frutales hay pistacheros, como el ‘Sirona’, capaces de dar producciones que se acercan a las del almendro, pero con la diferencia de que los precios del pistacho en el mercado son el triple que los de la almendra. En su cuarto año, desde la plantación, se producen ya cerca de una tonelada de fruto seco por hectárea.