AYUNTAMIENTO DE BULLAS
El Centro de Salud de Bullas sufre desde hace más de 4 meses las consecuencias de la baja de una Médica de Familia, cuya vacante no ha sido cubierta por parte del Servicio Murciano de Salud, dependiente de la Consejería de Salud de la Región de Murcia, a pesar de las reiteradas peticiones y reclamaciones por parte del Coordinador del centro.

  La carga de trabajo que sufren los facultativos es muy grande, y ésta se agrava cuando el Centro de Salud no tiene cubiertos todos los puestos necesarios. Además, este hecho también provoca un incremento en los días de espera para que los usuarios del centro puedan ser atendidos por sus médicos.
  Al Centro de Salud de Bullas, a lo largo del tiempo, se le ha denegado la implantación de nuevos servicios o la ampliación de personal e instalaciones, por parte del Servicio Murciano de Salud. Ahora, inmersos en la crisis del COVID-19, se le siguen denegando los recursos necesarios para   afrontar esta situación excepcional.
  El Centro de Salud de Bullas necesita que el Servicio Murciano de Salud le dé la importancia que se merece y cubra las vacantes de Médicos de Familia que se necesitan.
  El Ayuntamiento de Bullas apoya al Centro de Salud en sus reivindicaciones para solventar esta situación y entiende el malestar que con respecto a esta situación puedan tener los vecinos del municipio.