Elena Sánchez López

  Monitora de Taller

Diez años han pasado desde que comencé esta aventura. Trabajar en APCOM me ha hecho convertirme en la persona que soy. Mi andadura comenzó en las viviendas de las que dispone la Asociación, un lugar mágico donde encontré mi segunda casa y mi otra familia.

En un taller de autonomía de Apcom

Mi principal objetivo era promover la autonomía de las personas que allí vivían, objetivo que sigo persiguiendo actualmente como monitora en el Centro de Día Mayrena, en el taller de Autonomía.

Desde mi experiencia puedo decir que las personas con discapacidad son personas con necesidades, cualidades y preferencias particulares, exactamente igual que cualquier otra persona. Quieren cosas distintas, a la vez que precisan de diferentes apoyos. Cuando hablamos del taller de Autonomía, hablamos de diversidad y, por supuesto, de autodeterminación. Tienen que hablar por sí mismas, elegir, tomar decisiones respecto a su calidad de vida, participar y contribuir a la comunidad.

Cada persona es única, como también lo es la relación con sus familiares, amigos y profesionales. Las necesidades e inquietudes son personales, por ello el apoyo que se les brinda debe respetar esa esfera particular.

Sabemos que el camino para reconocer, y garantizar la autodeterminación de las personas con discapacidad, pasa por valorar y apoyar su autonomía personal.

Somos un soporte para la superación de las dificultades que puedan encontrarse en su día a día por eso: seguridad, tranquilidad, confianza, personalización y promoción de la autonomía son aspectos clave de nuestro trabajo en el taller.