El Consejo de Gobierno ha autorizado la firma de un convenio entre la Consejería de Fomento e Infraestructuras y el Ayuntamiento de Caravaca de la Cruz para la ejecución de las obras de mejora de seguridad vial en la travesía urbana de la carretera regional RM-715, que une la localidad con Moratalla y continúa hasta el municipio albaceteño de Socovos.El Consejo de Gobierno ha autorizado la firma de un convenio entre la Consejería de Fomento e Infraestructuras y el Ayuntamiento de Caravaca de la Cruz para la ejecución de las obras de mejora de seguridad vial en la travesía urbana de la carretera regional RM-715, que une la localidad con Moratalla y continúa hasta el municipio albaceteño de Socovos.

El Consejo de Gobierno ha autorizado la firma de un convenio entre la Consejería de Fomento e Infraestructuras y el Ayuntamiento de Caravaca de la Cruz para la ejecución de las obras de mejora de seguridad vial en la travesía urbana de la carretera regional RM-715, que une la localidad con Moratalla y continúa hasta el municipio albaceteño de Socovos.

Esta actuación se enmarca en las iniciativas que desarrolla la Comunidad para dinamizar la celebración del Año Santo, que se conmemora en 2017. Este proyecto servirá para ampliar las infraestructuras del municipio a fin de facilitar el acceso y la llegada de peregrinos y visitantes en general que se acerquen a Caravaca de la Cruz con motivo del Año Jubilar.

Las obras consistirán en la ejecución de un apeadero y urbanización del entorno en el tramo urbano de la carretera RM-715, denominada avenida de los Andenes de Caravaca, arteria principal de la actividad comercial y social de la localidad, con un presupuesto de 108.349 euros.

Los trabajos incluyen la construcción de tres paradas de autobús en la avenida de los Andenes, junto a la Plaza del Templete. La Comunidad asumirá los trabajos correspondientes a las demoliciones y movimientos de tierra, muros de contención y cerramientos, pavimentaciones y señalización, que tendrán un coste de 60.000 euros.

Por su parte, el Ayuntamiento se hará cargo de la reposición de infraestructuras y las obras de servicios urbanísticos como el alumbrado público, la red subterránea de baja tensión, el abastecimiento, el alcantarillado y los servicios de telefonía, que suponen una inversión de 48.349 euros.