El Ayuntamiento de Caravaca de la Cruz se ha sumado este mediodía a las muestras de repulsa y condena por los atentados perpetrados en Bruselas, con un minuto de silencio en la Plaza del Arco, en el que han participado miembros de la Corporación, trabajadores municipales y un grupo de turistas belgas que hoy se encontraba visitando la ciudad.

El Ayuntamiento de Caravaca de la Cruz se ha sumado este mediodía a las muestras de repulsa y condena por los atentados perpetrados en Bruselas, con un minuto de silencio en la Plaza del Arco, en el que han participado miembros de la Corporación, trabajadores municipales y un grupo de turistas belgas que hoy se encontraba visitando la ciudad.

El alcalde, José Moreno, en nombre de los vecinos del municipio, ha expresado la solidaridad con el sufrimiento de las víctimas. “No podemos admitir que se impongan por la fuerza ideales de ningún tipo; la democracia siempre prevalecerá sobre el terror y frente al terrorismo”, ha declarado el primer edil caravaqueño.

Las banderas del edificio Consistorial ondean a media asta en señal repulsa y se ha colgado la bandera belga, con crespón negro. De esta forma, el Ayuntamiento atiende la disposición enviada desde la Presidencia del Gobierno en la que indica que “como testimonio del dolor de la Nación española ante los criminales atentados en Bruselas, se determina que las banderas ondearán a media asta en todos los edificios públicos, desde las 12.00 del día 22 de marzo hasta las 24.00 horas del 24 de marzo”.