Miles de años e innumerables civilizaciones han dejado en Calasparra un rico legado arqueológico, artístico y monumental.

El paisaje de Calasparra es impresionante. Desde cualquier punto de su orografía se pueden contemplar autenticas maravillas de la naturaleza. Pero quizá lo más sorprendente de esta ciudad es que se haya conservado íntegra en sus rasgos personales y en su belleza a lo largo de los años.

Cueva del Puerto

Cueva del Puerto

Calasparra es el destino idóneo para un día de paseos sosegados, perdiéndose por sus calles antiguas, y para sumergirse en una emocionante aventura a través de cualquiera de sus múltiples posibilidades de turismo activo. En esta ciudad murciana las ofertas turísticas son tan variadas como atractivas.

Calasparra se encuentra situada al noroeste de la Región de Murcia. Rodeada por sierras del puerto y del Molino, atravesada por los ríos Segura, Argos y Quípar y enclave óptimo para el desarrollo de las civilizaciones desde tiempos de la prehistoria. Un recorrido en barca nos brinda la posibilidad de contemplar las pinturas rupestres encontradas en los Abrigos del Pozo, a orillas del Segura, que datan de más de 4.000 años de antigüedad. También pueblos como los Iberos, Romanos y musulmanes, han dejado en Calasparra un bello legado artístico que pueden admirarse en sus calles y en sus edificios más emblemáticos.

El casco antiguo, la hermosa plaza de la Corredera, la Torre del Reloj, la Encomienda uno de los edificio más antiguos que alberga la Escuela Municipal de Música y la Casa Granero dónde actualmente se encuentra el “Museo de la Villa” representados por el Museo del Arroz y el Museo Arqueológico , también encontramos en éste edificio la Oficina de Turismo. Esta oferta se ampliará en breve, con la creación de un espacio para la Fundación Emilio Pérez Piñero. Uno de los rincones más bonitos e importantes para los calasparreños es el Santuario Ntra. Sra. Virgen De la Esperanza, un maravilloso lugar donde la sensación que embarga al visitante es la de estar, milagrosamente fuera del tiempo, la exuberante vegetación del río Segura y la majestuosa presencia de la ermita, crean un espacio de sagrado silencio, ajeno a las prisas y a los ruidos del mundo. La arquitectura del Santuario reúne naturaleza y arte en una combinación bastante armónica, imitando de una forma popular estilos arquitectónicos como el Barroco, el medieval o clásico.

Otros destinos de visita obligada son El Yacimiento Hispano musulmán de Villa-Vieja, el Acueducto romano de la Rambla , la Cueva de los Monigotes o Abrigo del Pozo y la Cueva del Puerto, una de las más grandes redes espeleológicas de España, cuyo recorrido turístico abierto al visitante acondicionado tanto luminoso como acústicamente, hacen de la visita de la Cueva uno de los mayores atractivos turísticos naturales de esta Villa.

Al estar ubicada entre sierras, Calasparra ofrece varios tipos de senderos para los amantes de la naturaleza. Un sendero de pequeño recorrido por la Sierra de San Miguel desde donde se pueden disfrutar de unas magníficas panorámicas de todo el término municipal; o un abanico de grandes emociones en el Cañón de Almadenes, zona natural y protegida, idónea para los espíritus aventureros que gustan disfrutar de actividades acuáticas de aventura y naturaleza.

OFICINA DE TURISMO

C/MAYOR, Nº 14

968 745325

www.turismocalasparra.es

oficinadeturismodecalasparra@gmail.com